El Asombroso Destino de la Humanidad

 

La Oportunidad Argentina

 

 

 

Ensayo

 

Carlos Tereschuk

 

2002

 


El Asombroso Destino de la Humanidad

 

La Oportunidad Argentina

 

INDICE

 

INTRODUCCIÓN

 

CAPÍTULO 1.-  Los Capullos de Loto

 

CAPÍTULO 2.-  El Despertar Individual

 

CAPÍTULO 3.-  La Autorrealización y el Quinto Reino

 

CAPÍTULO 4.-  El Fin de la Gran Ilusión

 

CAPÍTULO 5.-  El Desarrollo de la Telepatía

 

CAPÍTULO 6.-  La Curación de las Heridas Absurdas de los Humanos

 

CAPÍTULO 7.-  La Nueva Educación

 

CAPÍTULO 8.-  La Ciencia del Alma

 

CAPÍTULO 9.-  El Nuevo Materialismo

 

CAPÍTULO 10.- La Religión Naciente

 

CAPÍTULO 11.- Los Políticos del Bien Nacional y Planetario

 

CAPÍTULO 12.- Los Economistas y Financistas de la Abundancia

 

EPÍLOGO

 

 

 

 

 


INTRODUCCIÓN

 

Los 50 años de ininterrumpida decadencia social argentina están teniendo su efecto. Ninguna otra nación occidental ha sufrido semejante caída, en el período posterior a la Guerra Mundial 1914-1945.

 

La más adecuada descripción de esta debacle, que no es más que el preludio de la muerte de la Civilización Occidental, fue hecha por Dante Alighieri hace ya más de siete siglos, cuando relató en su libro “Infierno” las características de los tres últimos niveles de ese sitio, que conociera durante la búsqueda del alma de su amada Beatrice.

 

Curiosamente, los tres últimos niveles del infierno que imaginara Dante describen hoy con sintética precisión las características de los líderes y dirigentes que generamos en la sociedad argentina durante el último medio siglo.

 

En el séptimo nivel conviven incómodamente alojados los VIOLENTOS, incluyendo tanto a los que bombardearon a civiles en la Plaza de Mayo desde aviones militares en 1955, como a los que emplearon la violencia fratricida en los sucesos que culminaron en la feroz dictadura genocida autodenominada “Proceso de Reorganización Nacional”.

 

En el octavo nivel del infierno, siempre según Dante, residen los TRAFICANTES Y USUREROS, arribados a estas tierras con el disfraz del ultraliberalismo económico y financiero, responsable de deudas externas e internas, fuga de capitales, desempleo, hambre, desamparo y desesperación en el pueblo argentino.

 

En el noveno y último, profundo nivel del infierno, se codean (y se codearán cada vez más ferozmente) los TRAIDORES A LA PATRIA, conjunto formado por todos los gobernantes locales sometidos al poder de la Plutocracia Global, los sindicalistas vendidos a los patrones, los empresarios vaciadores de empresas, los jueces corruptos, los funcionarios venales, y en general, todos los que contribuimos a instalar en la dirigencia, por acción o por omisión, a estos personajes patéticos, corruptos y nefastos cuyas mañas han logrado acentuar la decadencia de la Nación que ocupaba el séptimo lugar entre las mejores del planeta, y que no son más que un espejo en el que podemos mirarnos todos, si recordamos que CORRUPTO significa Corazón Roto, aquel incapaz de conectarse con el Amor y con el Coraje.

 

¿Dónde están, entonces, la oportunidad argentina y el asombroso destino de la Humanidad?

 

El propósito de este ensayo es presentar una hipótesis que proporciona una respuesta posible a estas preguntas cruciales.

 

Pero como cualquiera sabe que la verdad no puede ser dicha ni escrita en el actual nivel de conciencia de la humanidad, lo que se dice en este libro no pretende ser la verdad, a menos que cada cual crea lo contrario durante su lectura. En consecuencia, esta exposición no está diseñada para generar controversias ni tampoco para suscitar ni captar adhesiones o críticas de ninguna especie. Cada uno cree lo que puede, y eso está bien porque somos seres libres. En este punto es pertinente introducir la Regla de Oro del Proyecto “VIDA PLENA”, ámbito en el cual se dio a conocer esta serie de libros, de la cual el presente configura el Nivel 3. Esta regla es la única que debieron aceptar las personas con las que compartimos este proyecto educativo. Esperamos que sea también aceptada por el lector.

 

LA REGLA DE ORO

 

No hemos de creer en lo dicho,

simplemente porque fue dicho;

 

ni en las tradiciones,

porque han sido transmitidas desde la antigüedad;

ni en los rumores;

 

ni en los escritos de los sabios,

porque han venido de ellos;

 

ni en las fantasías,

ni en las deducciones basadas

en alguna suposición casual;

ni por lo que parece ser una necesidad analógica;

ni por la mera autoridad de nuestros instructores

o maestros,

 

sino que hemos de creer cuando lo escrito,

la doctrina o lo dicho, está corroborado

por nuestra propia razón y conciencia.

 

Por eso lo adecuado es no creer lo que oyen decir,

sino que, cuando lo crean conscientemente,

actúen de acuerdo y plenamente.

 

A lo largo de este ensayo sostendremos algunas ideas que indican que la crisis terminal de la Argentina, provocada por la práctica sostenida de la peor clase de materialismo capitalista, ha generado la más grande oportunidad de expresión de los valores y paradigmas espirituales, que conducirán a la consolidación de la nueva Civilización, la que ya está siendo erigida en el seno mismo de las ruinas que van dejando a su paso los Destructores más notorios de la Plutocracia Global: el narcotráfico, los perros de la guerra, y el más impiadoso sistema financiero planetario.

 

Pero esta destrucción sólo es la parte necesaria de un Plan Evolutivo que nos acerca a la más extraordinaria aventura creativa que jamás haya sido puesta a disposición de sociedad humana alguna: colaborar en la aparición del Quinto Reino de la Naturaleza, integrándonos a la tarea del Nuevo Grupo de Servidores del Mundo, y contribuir conscientemente a preparar el terreno para la Reaparición de Cristo, elementos que caracterizarán la Nueva civilización del Amor.

 

 

C.T.

Cruz Grande, Córdoba

San Telmo, Buenos Aires

Villa Gesell, Buenos Aires

Verano del 2002

 

 

 

 

 

CAPÍTULO 1.- Los Capullos de Loto

 

 

 

 

 

Una analogía

No existe imagen más adecuada ni metáfora más rica para describir a un ser humano que la del loto en flor.

 

La naturaleza divina de cada uno de nosotros y su expresión cotidiana pueden ser fácilmente comprendidas a partir de un atento acercamiento a la aventura vital de un loto.

 

Con algunas licencias de la imaginación, es posible asignar los cuatro componentes más conocidos de cada hombre o mujer, a las correspondientes partes que constituyen un loto en flor, según la siguiente analogía:

 

 

 

 

 

 

CUERPO FÍSICO

EL FONDO BARROSO, LAS RAÍCES, EL TALLO Y LAS HOJAS

 

CUERPO EMOCIONAL

EL AGUA DEL PANTANO, Y LA SAVIA

 

CUERPO MENTAL

EL AIRE, EN CONTACTO CON LAS HOJAS Y EL CAPULLO

 

EL ALMA  Y EL ESPÍRITU HUMANO

EL SOL, EN CONTACTO CON LA FLOR DEL LOTO, REFLEJO DEL SOL

 

 

 

 

 

 

 

 

Todos sabemos que el loto (o nenúfar blanco) es una flor de inmaculada blancura que crece aún en los pantanos más inmundos, de aguas estancadas y malolientes, con sus raíces hundidas en la podredumbre del fondo.

 

En realidad el loto es la planta emblemática de la función más trascendente del Reino Vegetal.    De ella puede decirse, sin duda, que es capaz de transformar la caca en flor. ¡Cuánto y cuán útil, para los momentos que corren, tiene que aprender el Cuarto Reino, el Humano, del Segundo Reino!

 

Los aspectos biológicos de un ser humano están representados por la planta visible.

 

Los aspectos espirituales del hombre, presentes en potencia ya en la semilla, corresponden al milagro de la floración, que se manifiesta como bella forma y colores, y que generan la irradiación del perfume, que impregna los ámbitos que rodean a la flor, que se transforma finalmente en un fruto exquisito. Nosotros, hoy, ¿qué irradiamos? ¿cómo olemos? ¿cuáles son nuestros frutos?

 

Esta posibilidad de toma de conciencia, tanto de nuestro estado actual como de  nuestro potencial inmanente, se produce, como todo en la vida, a partir de la existencia de un punto de tensión (o crisis), que requiere y eventualmente genera, el surgimiento del poder oculto en la naturaleza de cada individuo.

 

Si conociéramos nuestro potencial, transitaríamos los períodos de crisis con mucho menos miedo que ahora. Pero nuestra educación, tanto la formal como la religiosa, están imbuidas de un materialismo tan profundo, que esto excluye casi por completo el conocimiento de nuestra naturaleza espiritual. Es posible afirmar que el sufrimiento que se percibe en todos los ámbitos de nuestra vida cotidiana tiene como origen la ignorancia de nuestra condición de seres poderosos, espiritualmente integrados desde el nacimiento. Trataremos de acceder teóricamente a estas realidades con la ayuda del loto.

 

 

 

Los Lotófagos o Comedores de Loto, Hércules, Buda, Jesús y la familia biológica

 

Ulises, el héroe griego de La Odisea, encontró durante su viaje a una comunidad que tenía tan extraña costumbre. Su alimento estaba constituido por los frutos de loto. Invitaron a los viajeros a compartir su comida, y cuenta la historia que el fruto era tan exquisito que se olvidaron de sus amigos y de sus hogares, y perdieron el deseo de volver a su tierra natal. Ulises tuvo que emplear  la fuerza para obligarlos a embarcar de regreso a Ítaca.

 

El último episodio significativo en la vida de Hércules, consistió en matar a sus hijos y a todos sus amigos. Previamente, se había desembarazado también de todos sus maestros por el mismo procedimiento expeditivo. Sólo entonces emprendió el Camino de doce trabajos que lo llevaría a vencer a la muerte.

 

Uno de los más conocidos maestros del budismo en Japón fue Nichiren, quien enseñó que la esencia de la sabiduría está contenida en el Sutra del Loto, que sostiene que la budeidad (o naturaleza de Buda, o naturaleza divina) es patrimonio de todo ser humano y puede manifestarse por el adecuado conocimiento y la práctica de este Sutra del Loto. El Dhammapada es otro de los textos esenciales del budismo. En su estanza 43 dice: “Ni la madre ni el padre ni ningún otro allegado a nosotros hará por nosotros más que la mente bien dirigida”.

 

En el Nuevo Testamento (Mateo 12.46-50) nos habla de la verdadera familia de Jesús. “Todavía estaba hablando a la multitud, cuando su madre y sus hermanos, que estaban afuera, trataban de hablar con él. Alguien le dijo: Tu madre y tus hermanos están ahí afuera y quieren hablarte. Jesús le respondió: ¿Quién es mi madre y quiénes son mis hermanos? Y señalando con la mano a sus discípulos, agregó: Estos son mi madre y mis hermanos. Porque todo el que hace la voluntad de mi Padre que está en el cielo, ése es mi hermano, mi hermana y mi madre.

 

 

¿Qué significa semejante repudio a la familia biológica, tan claramente definido en los libros sabios y tan ignorado en nuestra cultura argentina?

 

Implica el concepto de DESAPEGO.

 

Nada de nuestra naturaleza biológica, o de lo material que percibimos con los sentidos, puede compararse con la belleza y la beatitud emergentes de la realización de nuestra condición espiritual. La limitación educativa en Occidente hace que nuestros horizontes sean muy estrechos en relación con el verdadero potencial humano.

 

Por esta razón, cuando un sistema materialista se cae porque ya no le sirve a los hombres, se percibe tanto miedo a lo que viene. La ignorancia acerca de lo que somos opera como una nube negra y  amenazante que nos impide ver más allá.

 

Sin embargo, como hemos visto en estas cuatro pequeñas muestras de sabiduría, esta crisis es solamente una destrucción necesaria que sin duda ampliará nuestros horizontes.

 

 

Los Lotos en Crecimiento

 

En la humanidad actual existen lotos en sus diferentes niveles de desarrollo.

 

La mayoría no alcanzó todavía la superficie del agua, y vive dominada por sus estados emocionales (miedo, celos, bronca, euforia, deseo). Veamos cómo presenta XBOX una experiencia vital de este tipo. LA BREVE HISTORIA DE JAIME PALUMBA, que pasó de la c... de su madre, a la tumba. Mucho sufrimiento. Uno no se da cuenta de nada. Es llevado por las circunstancias como una hoja en la tormenta.

 

Una minoría numerosa está integrada por esos lotos que han llegado al aire, su hojas tienen el tamaño para comenzar a flotar en el miasma del pantano y están desarrollando un pimpollo, completamente cerrado. Comienza a disfrutar de una mente en desarrollo incipiente.

 

Por último, algunos pocos han comenzado a abrir sus pétalos, y tienen un atisbo consciente de la luz y el calor del Sol.

 

Menos individuos aún están floreciendo en Verdad, Bondad y Belleza, y están comenzando a dar perfume y frutos de excelso sabor.

 

Los que saben y pueden, es natural que cuiden el  crecimiento de los que aún no saben ni pueden, para que todos lleguemos a  la plenitud. Pero la realidad es que los que detentan hoy el poder no se están ocupando de nada más que de la acumulación de más poder, sin importarles el destino del extraordinario Jardín de Lotos que llamamos Humanidad. Estos son los principales actores del drama que vivimos en estas épocas de cosecha.

 

 

Todos los lotos florecen y fructifican en una vida. Los hombres no.

 

 

La extraordinaria complejidad de esa unidad autoconsciente que denominamos hombre (o mujer), no puede ni está diseñada para florecer y fructificar en un solo período de manifestación. El Cuarto Reino de la Naturaleza genera individuos cuyo desarrollo y maduración requiere varias vidas. Esto explica que convivan simultáneamente entidades en diferentes niveles de evolución. El desconocimiento generalizado de esta realidad contribuye a incrementar, en una cultura estrictamente materialista, el temor a la muerte, con su secuela de desastrosas experiencias de temor, terror e iracundia como las que estamos viviendo en la caída de esta Civilización Occidental.

 

Hace poco veíamos en un noticiero de TV, que describía los preparativos para la guerra entre dos potencias nucleares como India y Pakistán, cómo el periodista afirmaba que el concepto de la muerte para ellos era completamente diferente del que se conoce habitualmente en Occidente. Es tan distinto, que lo que para nosotros es la vida, para ellos es un período de muerte o de encierro del alma en una prisión de materia, de la que se libera por medio de lo que nosotros llamamos muerte...

 

La condición dual de un ser humano (definida por Víctor Frankl por medio de la afirmación de que somos inconscientes tanto de nuestro subconsciente o parte biológica, como de nuestro supraconsciente o parte espiritual), requiere la ampliación de los ámbitos de investigación de la ciencia hasta abarcar los ámbitos no perceptibles de la Realidad. Conocemos, con cierta precisión, las leyes que rigen la vida de las formas, pero desconocemos las leyes que rigen la vida de lo espiritual.

 

Estos aspectos espirituales o no perceptibles de la Realidad, sin embargo tienen efectos perceptibles en el mundo físico. Si una persona está conectada con el miedo, sus glándulas suprarrenales segregan adrenalina, llamada precisamente la hormona del miedo, que tiene efectos definidos sobre el cuerpo físico de la persona. Tan definidos, que una conexión excesiva con el miedo o la bronca genera un estado de Stress que puede provocar la muerte.

 

En cambio, si la misma persona está enamorada, su sistema endocrino genera endorfinas, llamadas las hormonas de la felicidad. Cuyo exceso también puede provocar la muerte. Se sabe que nadie soporta un orgasmo de diez minutos...

 

Ni el miedo ni el amor pueden ser tocados, medidos ni pesados por ningún aparato conocido hasta la fecha. Sin embargo, son causas de efectos medibles en el plano físico, y que tienen suprema importancia en la calidad de la vida del individuo.

 

Concluimos que nuestra ignorancia de las leyes que rigen lo espiritual es notable, y que debiera ser disminuida por la indagación y la investigación científica adecuada. Esto ya se está haciendo, como veremos.

 

 

¿Quién trasciende la muerte?

 

Las preguntas que surgen son:

Ø      ¿Quién se desarrolla, florece y fructifica a lo largo de varias vidas?

Ø      ¿Hay algún ser humano que no posea el potencial para florecer y fructificar?

Ø      ¿Cuál es el método científico vigente para acelerar el proceso, si es que hay alguno?

 

Existe una Ley de Renacimiento que puede ser consultada en los textos adecuados, que están disponibles a precios módicos, como los libros de Alice Bailey. Dice que el desarrollo humano consiste en el progresivo perfeccionamiento del Alma a través de sucesivas experiencias en los planos sensibles o perceptibles. La respuesta a la pregunta QUIEN, la que a su vez implica la existencia de un yo o de un individuo, es entonces el Alma, y no la personalidad, como se cree comúnmente.

 

La personalidad es un vehículo de percepción y de manifestación del Alma. Sin la personalidad, al Alma no podría ver, ni sentir, ni cantar, ni hacer el amor, ni crear un poema. El Alma, entonces, emplea muchos ciclos vitales para perfeccionarse y para perfeccionar, a su vez, los sucesivos vehículos de manifestación. La muerte, como todo en la naturaleza, es simplemente la destrucción de aquello que cumplió un ciclo al servicio del propósito del Individuo Espiritual, y que ya no sirve. Desde este punto de vista, la muerte es una piadosa ley que garantiza que jamás quedaremos aprisionados en una forma que ya ha dejado de ser útil. Y esta ley es universal, válida tanto para un loto, como para un ser humano, como para una pareja, como para una empresa, como para una nación, o para una civilización, un planeta o un sistema solar. Sólo muere lo que ya no sirve. Todo lo que sirve, permanece.

 

¿Y de dónde sale semejante miedo a la muerte como el que sufrimos hoy?. Simplemente, de la ignorancia de lo que somos realmente, y de una profunda identificación con lo material. Nuestra cultura materialista hace que nos identifiquemos mucho más con el vehículo que con el Conductor. Pronto será destruido ese viejo modelo mental responsable del temor en nuestras vidas.

 

¿Habrá algún ser humano que no posea el potencial para vencer a la muerte?

 

Según el Proyecto Genoma Humano, todos somos iguales. Existe, según los científicos UNA SOLA RAZA, LA RAZA HUMANA. Las diferencias que percibimos, tanto del color de piel como de los distintos niveles de desarrollo, son, para la Ciencia, irrelevantes a la hora de definir a los individuos humanos.

 

El Florecimiento del Loto

 

 

 

Vemos que el loto dorado de la Gran Invocación, plegaria universal que puede evocar en los hombres los inconmensurables poderes espirituales que están a disposición de todos los que aprendan a desconectarse del miedo y a florecer en bondad y amor, tiene tres hileras de pétalos más una cuarta hilera que encierra a la JOYA EN EL LOTO.

 

El acceso consciente a este tesoro que reside oculto en lo más profundo de cada corazón humano, requiere una ardua tarea de cuidadoso despertar y de apertura natural y silenciosa, cuyas características y significados pueden vislumbrarse a partir de los nombres de las tres primeras hileras de pétalos.

 

La hilera externa está conformada por los pétalos de CONOCIMIENTO. A medida que se abren, los individuos, por medio del estudio de los libros adecuados, pueden establecer hipótesis a confirmar acerca de las cinco preguntas esenciales:

QUÉ SOMOS, o la naturaleza real y el extraordinario potencial de un ser humano.

DÓNDE ESTAMOS, o la historia apasionante, la increíble maravilla y el insondable destino de este COSMOS del cual somos una parte indivisible.

PARA QUÉ ESTAMOS, o el sentido de la vida, cuyas metas notables han quedado reveladas con precisión por los escritos que hoy están al alcance de todos.

POR QUÉ MORIMOS, o el sentido de la enfermedad y de la muerte, aparentes enemigos irreconciliables de la Vida, pero que en realidad constituyen procesos de aprendizaje, conocimiento y liberación.

HACIA DÓNDE VA LA HUMANIDAD, o la visión del futuro luminoso que nos espera, a pesar de (o como consecuencia inevitable de) estas desastrosas crisis por las que transita esta muriente Civilización Occidental.

 

Es posible afirmar que esta parte del proceso es la menos difícil, puesto que las revelaciones hechas a la Humanidad por los  Maestros, están siendo confirmadas por las audaces penetraciones de la ciencia en los ámbitos de los pseudo misterios que nos han sido ocultados durante tantos siglos por las iglesias, y también por los estudiosos de los significados profundos de las mitologías, en particular de la griega.

 

La segunda hilera está formada por los pétalos de AMOR.

 

La tercera hilera es de tres pétalos de SACRIFICIO.

 

Los tres pétalos internos, están en contacto y conformados por la misma sustancia que LA JOYA EN EL LOTO, tesoro divino de cada ser humano que sólo puede ser alcanzado por los modos y con las prácticas de los modelos humanos que lograron vencer a la muerte, como Hércules y Cristo, cuyos detalles científicos veremos en las restantes páginas del libro.

 

 

 

 

Uno de los Secretos del Loto

 

La JOYA EN EL LOTO oculta, entre otros secretos, el de los poderes mágicos del alma, y el de la cualidad del servicio que nuestra alma eligió para esta encarnación.

 

Si prestamos atención al texto de la Gran Invocación, podremos apreciar que la oportunidad del Tercer  Milenio está siendo generada por la interacción de tres grandes centros de energía de Aquel en Quien vivimos, nos movemos y tenemos nuestro ser.

 

 

 

 

LA GRAN INVOCACIÓN

 

 

Desde el punto de Luz en la mente de Dios,

Que afluya Luz a las mentes de los hombres;

Que la Luz descienda a la Tierra.

 

 

Desde el punto de Amor  en el Corazón de Dios,

Que afluya Amor a los corazones de los hombres;

Que Cristo retorne a la Tierra.

 

 

Desde el Centro donde la Voluntad de Dios es conocida,

Que el propósito guíe a las pequeñas voluntades de los hombres;

El Propósito que los Maestros conocen y sirven.

 

 

Desde el Centro que llamamos la raza de los hombres,

Que se realice el Plan de Amor y de Luz,

Y selle la puerta donde se halla el mal.

 

 

Que la Luz, el Amor y el Poder restablezcan el Plan en la Tierra.

 

 

 

 

            Esta invocación no es propiedad de ningún individuo o grupo en especial. Pertenece a toda la humanidad. Empleándola o estimulando a otros para que la reciten, no se favorece a ningún grupo ni organización determinada.

            La belleza y la fuerza de esta Invocación reside en su sencillez y en que expresa ciertas verdades esenciales que todos los hombres aceptan innata y normalmente: la verdad de la existencia de una  Inteligencia básica a la que vagamente damos el nombre de Dios; la verdad de que detrás de las apariencias externas, el Amor es el poder motivador del Universo; la verdad de que vino a la tierra una gran Individualidad llamada Cristo por los cristianos, Krishna por los hindúes y con otros nombres por otras religiones, que encarnó ese amor para que pudiéramos comprenderlo; la verdad de que el amor y la inteligencia son consecuencia de la Voluntad de Dios; y finalmente de que el Plan Divino sólo puede desarrollarse a través de la humanidad misma.

            Es la Invocación que la Humanidad toda, frente a sus necesidades, dificultades, dudas e incógnitas, dirige directamente a La Mente y El Corazón del Uno en Quien vivimos, nos movemos y tenemos nuestro ser.

Aquel Quien estará con nosotros hasta el fin de los tiempos y “hasta que el último cansado peregrino haya encontrado su camino de regreso al hogar del Padre”.

 

La vinculación entre la Jerarquía de Maestros, Shamballa, el Centro donde la Voluntad de Dios es Conocida, y la Humanidad, produce una afluencia energética que explica por qué Acuario es la Era del Grupo. Es demasiada energía para cualquier individuo solitario.

 

 

 

 

 

 

 

Demasiada energía para un individualista. En cambio, los grupos podrán recibir, cualificar y transmitir estas energías sin peligro.

 

Amor, Sabiduría, y Poder o Voluntad Divina, de la cual no tenemos todavía una personificación representativa, como en el caso de las dos primeras.

 

Los principales canales establecidos entre la Jerarquía y la Humanidad constituyen un grupo de almas que encarnan con propósitos afines. Este es el Nuevo Grupo de Servidores del Mundo, integrado a su vez por nueve subgrupos cuya misión es ocuparse de algunos de los aspectos vitales necesarios para la Construcción de la Nueva Civilización.

 

Si estuviéramos en contacto consciente con nuestra alma, conoceríamos su propósito y sabríamos con certeza cuál es nuestro grupo.

 

No obstante, el enorme cambio que significa dejar de esperar luz de la oscuridad, aceptar que esté muriéndose lo que ya no sirve, esa forma caduca de organización a la que llamamos Civilización Occidental, es todavía muy difícil de “digerir” para cualquier personalidad. Por ello es posible ver, aún entre aquellos que han estudiado durante décadas los libros que los Maestros de la Jerarquía han hecho conocer al mundo durante el siglo XX, reacciones de miedo o de cólera ante los acontecimientos que se precipitan con gran precisión, producto de la labor aparentemente impiadosa y cruel de los Destructores.

 

Sin embargo, estas acciones abren nuevos campos de servicio para el Nuevo Grupo, posibilitándonos vislumbrar cuál es nuestro propio ámbito de acción.

 

¿Y cuál es la utilidad personal de este conocimiento?

 

En estas épocas turbulentas, muere todo lo que no sirve al Plan, por la actividad divina de los Destructores, y para que pueda nacer lo nuevo. Simultáneamente, la Vida cuida todo lo que sirve, para que los Constructores realicen el Plan Divino.

 

Además, las claves del desarrollo individual consisten en

 

Meditación inteligente

Estudio

Servicio al Plan

 

Es importante poseer un atisbo de las Intenciones de la Deidad respecto de aquello que llamamos Plan Divino. Porque de lo contrario, con las mejores intenciones, podríamos estar oponiéndonos con nuestra acción desacertada o a destiempo. Lo cual no es demasiado grave, puesto que estaríamos contribuyendo a la Destrucción. El único problema consistiría en que en lugar de actuar como colaboradores conscientes de la Divinidad en su tarea de Construcción, estaríamos contribuyendo como idiotas útiles en la tarea de los Destructores, engrosando las filas de los idiotas útiles (o inútiles) por medio de los cuales los Hermanos de la Oscuridad han convertido a esta Civilización Occidental en el desastroso apogeo del materialismo más cruel y despiadado de toda la historia.

 

El estrecho filo de la navaja por el que transitan los verdaderos Servidores de la Hermandad Blanca no es fácil de ubicar, y mucho menos fácil de sostenerse en él.

 

Una guía simple consiste en detectar si nuestras acciones están motivadas en el miedo, la bronca, el odio o la apatía, o si están motivadas por el Amor-Sabiduría, ese amor que posibilita que nos reconozcamos (y a cada ser humano) como Divinos, como Almas encarnadas cuyo potencial nos fue enseñado por el Cristo mismo, capaz de morir por un ideal y además de vencer a la muerte, Resucitando, y por el Buda, quien nos enseñó el camino hacia el fin del sufrimiento aquí en la Tierra.

 

Si el miedo nos impulsa, con toda seguridad formamos parte de la Plutocracia Global, por acción o por omisión. Si el Amor – Sabiduría motiva nuestras acciones,  estamos construyendo lo Nuevo.

 

No es nada difícil que estemos sirviendo a la Oscuridad durante buena parte del día, y a la Luz durante otra, y también que no tengamos la menor conciencia de lo que nos motiva, durante la mayor parte del tiempo, lo cual no es en absoluto importante para el Proceso Evolutivo, que se cumplirá inexorablemente con o sin nuestra participación consciente.

 

En cambio sí es importante para nosotros, porque estas son épocas de ELECCIÓN CONSCIENTE, o de cosecha, o de separación de la paja del trigo. Aquellos que tengan el corazón roto (COR-RUPTO, en latín) serán puestos  en un escenario vital que, a su ritmo, les permita el aprendizaje adecuado del Amor –sabiduría, “hasta que el último cansado peregrino regrese al Hogar del Padre”.

 

No es lo mismo Miedo-Ignorancia que Amor-Sabiduría

 

En este panorama del Proceso Evolutivo y de su próxima gran manifestación, el Quinto Reino o el Reino de las Almas sobre la Tierra, no es lo mismo funcionar como un animalito miedoso o enojado, que como un ser humano que ha reconocido (al menos en teoría) su condición de ser único e irrepetible, poderoso, inteligente, inmortal y libre.

 

Resulta evidente que hace falta una revolución en nuestro sistema educativo materialista, para producir el destierro de la ignorancia, etapa previa al desembarco del Amor  en la vida de los hombres, mujeres y niños del Tercer Milenio.

 

Con estas premisas, que podemos comprender mejor por medio del maravillosos símbolo del Loto, emprenderemos el camino hacia el conocimiento del asombroso destino de Humanidad, y también de la extraordinaria Oportunidad que la Vida ha preparado para nuestra sufriente Nación Argentina.

 

Los notables beneficios de no someternos al  miedo o a la bronca, junto con las ventajas incalculables de aprender a conectarnos con nuestro potencial espiritual, quedarán de relieve con tal claridad, que nos será posible transitar con un báculo poderoso y útil este Valle de Lágrimas en que se ha convertido la realidad cotidiana.

 

Es importante destacar que la Ignorancia no es un delito punible en el contexto que estamos describiendo. Incontables millones de personas nunca leyeron los libros ni escucharon hablar de los Maestros, ni siquiera imaginan que están viviendo la muerte de la Civilización Occidental. A pesar de ello, la condición bondadosa de sus almas prima sobre la condición miedosa o irritable de su naturaleza animal o biológica.

 

En estas épocas, no es peligroso cometer errores por ignorancia de las reglas del Juego. Más bien se trata de no cometer errores conscientemente.

 

 

 


CAPÍTULO 2.- El Despertar Individual

 

 

 

 

 

Abriendo los pétalos del Loto

 

La afluencia energética permite que crezcan con gran poder tanto las plantas como los yuyos. Ante esta realidad, conviene recordar los modos científicos que han sido probados y dados a conocer con antelación suficiente como para que estemos preparados para el advenimiento de crisis y oportunidades significativas. Estos modos son:

 

Reconocimiento, Reorientación, Renacimiento.

 

1.- Reconocimiento

 

Implica volver a traer a nuestra conciencia de vigilia las características de la naturaleza real de cualquier ser humano.

 

Somos un alma encarnada en un ser biológico sumamente poderoso, y el conjunto está dotado con facultades mentales propias solamente del Cuarto Reino de la Naturaleza: la autoconciencia.

 

Solamente un ser humano puede llegar a decir YO SOY, cosa imposible (aún) para los integrantes de los reinos inferiores como los animales, los vegetales y los minerales.

 

Este maravillosos conjunto energético llamado ser humano no ha sido diseñado y perfeccionado durante incontables eones, sólo para que su problema consista en, por ejemplo, no poder pagar la cuenta de la luz. O el alquiler, o el supermercado.

 

El reconocimiento de nuestra condición natural de

 

seres únicos e irrepetibles,

poderosos (cada uno como diez bombas atómicas),

inmortales,

divinamente (no artificialmente) inteligentes,

y libres,

 

podría permitirnos transitar por estas crisis con mayor soltura, menos miedo y mucha más esperanza, si tan sólo reflexionáramos sobre estas posibilidades y las admitiéramos como hipótesis a confirmar.

 

Reconocernos como lo que somos, sumado a la descripción de las cinco Oportunidades que plantea el Tercer Milenio a la Humanidad, serviría para calmar un poco los ánimos, sobre todo los de aquellas personas que transitan conscientemente los senderos espirituales.

 

a)   la oportunidad de liberarnos de la milenaria esclavitud del dinero.

 

b)   la oportunidad de liberarnos de la milenaria esclavitud del trabajo.

 

c)    la oportunidad de colaborar conscientemente con el Proceso Evolutivo, facilitando el nacimiento del Quinto Reino de la Naturaleza.

 

d)   La oportunidad de cooperar en la Construcción de la Nueva Civilización.

 

e)   La oportunidad de contribuir a la más pronta Venida de Cristo.

 

 

Jamás le fue dado semejante conjunto de oportunidades a ninguna otra Civilización de la Tierra.

 

Por supuesto, este magnificente ramillete de regalos divinos sólo puede ser precedido por una destrucción casi completa de la forma de organización a la que llamamos Civilización Occidental, simplemente porque, como ha sido dicho hace 2000 años, “no es posible poner el vino nuevo en odres viejos”. Hay que vaciar la copa para que sea llenada con lo nuevo. “Todas las cosas serán hechas nuevas”, para lo cual es necesaria la previa destrucción de lo que ya no le sirve a la Humanidad.

 

En la Argentina, estamos siendo liberados de las esclavitudes del dinero y del trabajo, para que podamos colaborar plenamente y conscientemente con Aquel Que Viene.

 

Si pudiéramos efectuar este reconocimiento teórico, quedaríamos en condiciones de experimentar la próxima etapa

 

 

2.- Reorientación.

 

Llamamos reorientación a aquella experiencia descripta en la Parábola del Hijo Pródigo, que bien merece una relectura atenta. Cuando estaba disputándole a los cerdos un poco de su asquerosa comida para no morirse de hambre, “recordó que tenía Un Padre”, y emprendió el regreso triunfal al Hogar del Padre.

 

Esto implica, ni más ni menos, que recordar nuestro origen y nuestra condición divina, y abandonar toda experiencia miserable para dignificar nuestra vida. Somos seres divinos e inmortales; ¿a qué o a quién nos sometemos? ¿ De qué o de quién podemos tener miedo?

 

La liberación de las esclavitudes milenarias del dinero y del trabajo implica el reconocimiento previo del paradigma  (o modelo mental) involucrado en tan inicua dependencia: “Ganarás el pan con el sudor de tu frente...” (o te morirás de hambre), ya ha sido sustituido hace 2000 años con “...busca mejor el camino de regreso al Hogar del Padre, y lo demás te será dado por añadidura”. Nuestro único problema real es que seguimos creyendo en la maldición de Jehová sobre Adán. No creemos en la significativa liberación anunciada y producida por Cristo.

 

No es ésta una reorientación fácil. Es simple, pero no es fácil.

 

Creemos que un ser divino como el hombre puede morirse de hambre. Y es cierto, en determinadas condiciones. Sin embargo, el Presidente actual del Banco Mundial,  James Wolfhenson,  dijo a los periodistas en diciembre de 2001: “Hay más de 3.000 millones de personas en el mundo que están excluidas del sistema económico. Sobreviven con menos de U$S 2 por día. No obstante, los 3.000 millones de personas que están en el sistema, dentro de 15 años seguirán siendo 3.000 millones. En cambio, los excluidos serán 5.000 millones”.

 

¿Por qué no se mueren de hambre en 15 días los excluidos?

 

Porque son divinos, como todos. Todos somos Hijos del Mismo Padre.

 

Según el informe de la Organización Mundial de la Salud de 1989, 5.000 millones de personas en el mundo (82% de la población total) jamás vio un médico, ni lo verá hasta que se muera. Y nosotros en Argentina temblamos porque no abonamos la cuenta de la Medicina Pre-Paga, o porque el PAMI no funciona...

 

La reorientación que se propone no consiste en el rechazo ciego de todo lo bueno de la Civilización Occidental, sino solamente de aquello que ya no nos sirve para vivir dignamente.

 

Tampoco implica el intento de subirnos a la azotea e intentar volar, porque somos divinos e inmortales... Es imprescindible reconocer también nuestras limitaciones humanas.

 

Implica reconocer también nuestro poder y nuestra libertad, y asumirlos sin miedo y con inteligencia, discriminando aquello que es bueno para todos de aquello que nos han hecho creer que es bueno... sólo para algunos. Solamente lo que es bueno para todos es bueno para mí.

 

Implica reconocer nuestro origen divino, y comenzar a actuar COMO SI fuéramos seres divinos. Tan sólo la experiencia nos aportará la CONVICCIÓN.

 

 

3.- Renacimiento.

 

Cuando Cristo le decía a Nicodemo que sólo aquellos que renacieren en vida podrán entrar al Reino, ello no significa que hay que volver a experimentar el útero biológico, sino que hay que salir de una buena vez de él para encausar decididamente nuestra vida espiritual.

 

¿Y cómo podría alguien reconocerse como divino si todavía DEPENDE  de un trabajo esclavo para sobrevivir malamente?

¿Cómo podría cualquiera reconocerse como inmortal, poderoso y libre, si todavía DEPENDE del dinero (simple materialización humana de abundantes energías espirituales)?

 

En la Argentina de hoy, a comienzos del año 2002, muchos estamos siendo liberados por la Vida de estas esclavitudes milenarias, para que podamos dedicarnos plenamente a servir al Plan y a concretar nuestro desarrollo espiritual, siempre que recordemos que hay que poner el énfasis en el servicio y no en la realización personal.

 

Sin embargo, muchos padecemos el síndrome del “leproso amoroso”. Nos expulsan a patadas del sistema, lo cual nos aterroriza, y nos aferramos con uñas y dientes, pretendiendo entrar por la ventana. Lo cual nos ubica en una más definida situación de esclavitud. Hasta, que como le ocurriera al remero coreano que remaba en contra de la corriente, nos decidimos a largar los remos, a cantar y a fluir en el río de la Vida.

 

Si aceptáramos la realidad en lugar de luchar desaforadamente en contra de lo inevitable, podríamos aprender a ver la increíble oportunidad de la crisis.

 

La Argentina es el único país occidental que está en decadencia social permanente desde hace más de 50 años, y es el único cuya población ha alcanzado una exclusión del sistema económico similar a la del planeta, con la diferencia que la preparación intelectual de los excluidos es increíblemente superior respecto del promedio de los excluidos del mundo.

 

Esta diferencia genera la oportunidad argentina, junto con la destrucción irreversible del tejido social. Podemos producir las pautas para el renacimiento de la humanidad que llamamos la Nueva Civilización del Amor porque hemos sufrido en carne propia y nos hemos dado cuenta del daño que produce ser expulsado. O podemos seguir pidiéndoles a los que no nos pueden dar. O podemos seguir esperando luz de la oscuridad. O podemos emigrar a otro país para retrasar la crisis.

 

Para renacer, es necesario que muera previamente lo que se opone a la plenitud de lo nuevo. Tal como ocurre con la placenta, perfecta estructura de seguridad que es descartada como un guiñapo sanguinolento luego del nacimiento. Pero si la placenta no fuera rota y destruida cuando llega el tiempo del parto, morirían tanto el bebé como la madre.

 

El único problema consiste en que subsistan por más tiempo del necesario las estructuras cristalizadas que han cumplido su función y ya no sirven para seguir creciendo. Por eso está muriendo esta Civilización, cristalizada en una poderosa Plutocracia Global que crece como un cáncer imparable, sostenido por el común afán de ACUMULAR a cualquier costo.

 

El inexorable avance del Proceso Evolutivo, rumbo a la próxima manifestación del Quinto Reino, o Reino de las Almas, o simplemente la proliferación de seres humanos Autorrealizados, individuos que han superado el miedo, que parecen no necesitar nada, que viven en buenas relaciones con todo lo que existe, seres sensibles, poderosos y amorosos; este Reino ya está entre nosotros, pero no lo vemos porque no hace ruido ni es noticia ni aparece en la TV. Darse cuenta de su existencia y engrosar sus filas es posible y deseable. Sólo hace falta trascender el miedo, el deseo y la necesidad...

 

El aspecto más importante y subjetivo está constituido por la próxima Reaparición de Cristo, acontecimiento concreto profetizado y resumido genialmente en las palabras bíblicas: “Cristo en nosotros, esperanza es de Gloria”.

 

La expresión en la vida cotidiana de nuestra conciencia Crística será el sostén amoroso y poderoso de la Nueva Civilización y del Quinto Reino.

 

 

 

Los pétalos de Conocimiento

 

 

Todo está escrito. Leer y comprender los 40 libros publicados entre 1889 y 1949 no es, sin embargo, una tarea fácil. Las amanuenses del Maestro D.K., Helena Petrovna Blavatsky y Alice A. Bailey, nos han dejado las obras preparatoria e introductoria más precisas y bellas, necesarias y más que suficientes para todo aquel a quien le interese conocer lo que las iglesias ocultaron prolijamente a la Humanidad milenio tras milenio. Si estos libros se leen bajo la guía impersonal de alguna Escuela Espiritual adecuada, mucho mejor y mucho más rápido.

 

 

 

 

 

Los pétalos de Amor

 

Aprender a irradiar es algo complicado e incomprensible para las personas educadas como pedidores dependientes.

 

La irradiación, condición natural de cualquier ser humano espiritualmente desarrollado, que ha reconocido que sus fuentes de Creatividad son internas, preexistentes e inagotables, no es muy habitual porque nuestra educación limitada y limitadora no nos informa acerca de nuestro innato potencial. ¿O acaso a Usted le dijeron que era un ser divino en la escuela primaria?, ¿acaso en la secundaria?; ¿quizás en la Universidad?, ¿en algún M.B.A. (Master en Bussines Administration)?. ¿En alguna iglesia?

 

Como no lo sabemos, aunque hayamos visto a los Santos irradiar por medio de su aureola sin saber lo que significaba, hoy es imprescindible la práctica constante y ordenada del servicio. Nuestra manía acumulativa, derivada de una educación materialista que nos impele a identificarnos con lo que TENEMOS, en lugar de hacerlo con lo que SOMOS, está tan acendradamente grabada en nuestra memoria colectiva, que la palabra servicio tiene connotaciones peyorativas.

 

En realidad, la capacidad de servir es la capacidad de amar, y es una función humana que comienza en uno mismo y se irradia, paulatinamente, hasta abarcar todo lo que existe. El Más Grande Amor reside en la caverna de todo corazón humano, lugar en el que Hermes (Mercurio) ocultó las Vacas de Apolo (que representan a la Verdad), como primer acto significativo luego de su nacimiento. Hijo de Zeus y de Maya (la Ilusión), Hermes simboliza la capacidad de engaño de la mente humana en esta etapa de evolución, que fuera cuidadosamente planificada para que descubramos al Dios Inmanente, única posibilidad de generar y sostener una relación útil y fructífera con el Dios Trascendente.

 

Ya pasó la era de Piscis, en la que la devoción al Dios Trascendente fue el paradigma que condujo inevitablemente al descubrimiento notable que alguien educado como (y que se considera a sí mismo como) un animal pecador, es incapaz de generar relaciones amorosas trascendentes con ninguna deidad conocida.

 

La era de Acuario implica y revelará la individualidad excelsa y divina que constituye el núcleo vital de cada ser humano, cualquiera sea su aspecto externo.

 

El Amor en Acuario no es emoción, sino razón pura, aquello que constituye el interior de la burbuja de Afrodita: la sangre de los genitales de Urano, revestida con la forma perfecta (la esfera transparente que forma la espuma), proporcionada por Neptuno (el soberano de las aguas, símbolo de las emociones).

 

A esta combinación nos referimos cuando hablamos de la energía de Amor-Sabiduría.

 

El místico más excelso tiene que aprender que él mismo es Dios. El sabio más notable no es nada sin un corazón rebosante de Amor por la Humanidad.

 

Contemplando la inmensidad del Océano, el Reino de Poseidón (Neptuno), en contacto permanente con la infinitud uraniana del aire, y en permanente interacción, bañadas ambas por la inconmensurable energía solar, puede vislumbrarse la realidad que somos un reflejo viviente en el cual reside una infinitud de menor grado (pero infinitud al fin, y en permanente, íntimo e indestructible contacto con lo que llamamos externo), que es parte indivisible de Eso que comprendemos como Totalidad, a la que vagamente designamos con el nombre de Dios.

 

Sin esta concepción holística de la Realidad, que implica que EL TODO está en TODOS NOSOTROS, y que además cada TODO está inmerso en EL TODO, nos guste o no, estemos de acuerdo o no, es imposible emprender un camino espiritual, y es muy fácil sentirnos SEPARADOS Y CON MIEDO.

 

Cada uno de nosotros navega en ALTA MAR, aunque creamos estar amarrados en puerto seguro. Cada átomo de nuestra humanidad se desplaza a más de 70.000 kilómetros por hora alrededor del Sol, cohesionados entre sí por el Poder de nuestra Alma y aprisionados a la Tierra por la atracción que ella ejerce sobre nuestro cuerpo físico, fuerza a la que llamamos peso.

 

Sin esta aproximación inteligente a las energías que constituyen lo que denominamos Realidad externa y Realidad interior (aunque ya estamos sospechando que hay una única Realidad), no nos resulta posible ejercitar apropiadamente la intrínseca capacidad de amar, preámbulo necesario para comenzar a irradiar, a Servir.

 

El verdadero servicio está determinado por la nota que irradiamos, lo cual a su vez define qué atraemos.

 

El servicio a uno mismo está entonces, definido por el grado de calidad espiritual de nuestros pensamiento y de nuestras emociones, lo que a su vez define la calidad del cuerpo físico y su estado de salud o de enfermedad. No es al revés, como creemos. Lo que comemos no define la pureza ni el estado de salud del cuerpo (por supuesto, dentro de límites inteligentes). Cuando el estado de purificación interior es adecuado, uno puede dejar naturalmente de fumar. O de beber alcohol, o de comer carne. No antes. La disciplina correcta parte de la comprensión de nuestra naturaleza real. Atraemos aquello que pensamos y sentimos.

 

Esta cualidad irradiante y atractiva (magnética) de los pensamientos y sentimientos humanos, es el secreto de la CREATIVIDAD, como veremos, y también el secreto del posible servicio a otro (y a otros).

 

La curación propia y de otros está definida por el correcto empleo de las fuerzas y energías que es capaz de percibir y dirigir un ser humano.

 

La apertura y pleno funcionamiento de los Pétalos de Amor nos convierte en Magos Blancos. Mago Blanco es aquel que está en contacto con su Alma, y ha dedicado su vida al Servicio a la Humanidad.

 

En este punto es conveniente recurrir a lo que ya hemos aprendido durante la apertura de los pétalos del Conocimiento de nuestro inmanente Tesoro (esto en caso que hayamos intentado la lectura de por lo menos la mitad de los 40 libros indicados).

 

Como sabemos, todo lo que vemos está formado por la sustancia de seres que conviven con nuestra evolución humana y a la que los libros denominan EVOLUCIÓN DÉVICA. Un Deva es un ser que evoluciona obedeciendo a una Ley oculta muy simple: se trata de obedecer, concretar y manifestar todo deseo y todo pensamiento humano. En general, está establecido (para nuestro mutuo beneficio), que no podamos comunicarnos conscientemente (aún) con estos seres, pero son aquellos que llamamos elementales, ángeles y arcángeles, cuyas formas y clases son muy variadas y completas.

 

Algunas personas ya nacen con las facultades ampliadas, lo cual les genera muchos más problemas que satisfacciones en una cultura tan materialista como la nuestra. Imaginemos por un momento a una persona así consultando acerca de sus percepciones con un psicólogo, un médico o un psiquiatra...

 

Aunque esta evolución paralela (e íntimamente complementaria) con la evolución humana no puede ser conocida ni comprendida con facilidad, resulta imprescindible traer a colación su existencia si queremos vislumbrar el asombroso destino de la Humanidad (y la extraordinaria oportunidad argentina).

 

Aquel que no haya hecho los deberes (leerse a Blavatsky y a Bailey),  puede recurrir a un libro menos denso como el de Dorothy McLean “Conversando con Devas y Ángeles”, y luego proseguir con la lectura de este libro. En caso contrario, la incredulidad podría bloquear la capacidad de entendimiento del lector, hasta el extremo de dejar de leer y perderse la oportunidad de comenzar a vivir una vida plena y de refundar la Historia. Lo cual sería completamente lógico, previsible y aceptable en los ignorantes tiempos que corren, dicho sea esto sin ánimo de ofender a nadie, sino de poner de manifiesto y ejercitar el libre albedrío en cada momento crítico de la vida.

 

 

Los pétalos de Sacrificio

 

Buda, Cristo, Hércules, Psique, San Martín, Juana de Arco, el pueblo Cátaro, William Wallace, los amigos autorrealizados de Maslow, son algunos ejemplos de hombres y mujeres capaces de dar la vida por un ideal o por un amigo. 

 

Las crónicas cuentan que durante las inmolaciones grupales por el fuego practicadas por la Inquisición en el sur de Francia, los Cátaros no paraban de cantar...

 

¿Cómo es posible soportar las torturas, los azotes, las crucifixiones, los empalamientos, las hogueras, la picana eléctrica, y todas las crueldades que ha inventado el hombre, incluso la muerte?

 

La respuesta es que cuando llegamos a reconocer nuestra verdadera naturaleza, cambian los enfoques relativos al nacimiento, a la salud, a la enfermedad y a la muerte del cuerpo físico, del cuerpo etérico, del cuerpo emocional, del cuerpo mental y del Alma.

 

Está científicamente comprobado que en experiencias de este tipo, se generan endorfinas, que son hormonas miles de veces más potentes que la cocaína o la morfina, incluso en casos de accidentes, que eliminan el dolor en el cuerpo físico.

 

Cuando uno CONOCE y AMA, puede convertirse en un salvador, redentor, liberador.. De uno mismo, primero; de otros, y eventualmente del Mundo, por medio del reconocimiento consciente, de la exploración, experimentación y expresión en plenitud de las cualidades y poderes inherentes tanto al Espíritu como a la Materia, por intermedio de la Mente Iluminada; y así ejercer la capacidad de liberar a los espíritus de las formas que ya no le sirven, por el método más efectivo de educación que se conoce: dando el ejemplo, iluminando el camino, convirtiéndose  en el camino, hasta poder afirmar “YO SOY EL CAMINO, LA VERDAD Y LA VIDA”, conociendo tan íntimamente las leyes que rigen la Materia que resulta posible incluso vencer a la Muerte, RESUCITANDO.

 

Entonces, cobre un nuevo sentido la palabra sacrificio: SACRO OFICIO, hacer lo SAGRADO, hacer aquello para lo que estamos diseñados. Sin carga, sin sufrimiento, con alegría.

 

 


CAPÍTULO 3.- La Autorrealización y el Quinto Reino

 

 

 

 

 

El nacimiento en Belén

 

Con individualidades tan excelsas, amorosas y poderosas, y toda la gama intermedia entre nuestro ínfimo nivel de conciencia y el de un Cristo Resucitado, es posible imaginar con cierta precisión los desarrollos grupales en este Tercer Milenio en el que culmina el desastre materialista y ya se vislumbra el potencial espiritual.

 

En el comienzo, la aplicación del Conocimiento servirá para dar lugar a la PRIMERA INICIACIÓN  de la Humanidad: la del NACIMIENTO EN BELÉN (betlehem), que significa ciudad del pan. Se logrará eliminar el HAMBRE del Planeta Tierra como problema estructural, cosa que ya ha sido realizada con creces en la mejor sociedad humana de la Civilización Occidental: la Comunidad Europea de Naciones. Algunos años antes de la reunificación alemana y de la caída del Imperio Soviético, los dirigentes de la Comunidad Europea ya habían previsto incrementar en un 30% la capacidad de producción de alimentos, para evitar hambrunas emergentes de tan grande cambio político.

 

Ya se sabe que con la tecnología actual y la generosidad de la tierra bien cultivada, bien regada y bien iluminada por el Sol, el hambre puede ser eliminado de la faz de la Tierra en menos de seis meses. No se hace por desidia política e ignorancia económica de los gobernantes, que todavía funcionan motivados por el egoísmo guerrero antinatural vigente en los ámbitos Plutócratas. En esta tarea ya se encuentran numerosos grupos y organizaciones, cuya descripción veremos en capítulos subsiguientes.

 

Esta urgente meta internacional realmente ya puede ser alcanzada sin mayores esfuerzos  ni problemas, en cuanto exista la determinación y la coordinación adecuadas.

 

Se han pronunciado en tal sentido con claridad los líderes de todo el Sistema Naciones Unidas, (en particular James Wolfhenson, Presidente del Banco Mundial, Cuyo Informe 2001 fue titulado “Atacando la Pobreza”), así como distintas federaciones de ONG de todas las latitudes. No obstante, también se percibe una “capa endurecida” de funcionarios y dirigentes que aún no han sido conmovidos por las tremendas necesidades insatisfechas provocadas por la exclusión de enormes masas de población del actual sistema económico globalizado.

 

Esta cruzada mundial contra el hambre tiene múltiples expresiones y ya se vislumbran soluciones inteligentes y comprometidas.

 

El otro punto que deberá necesariamente atenderse a nivel grupal es la educación, entendiéndose como tal el proceso de desarrollo de los tres sistemas de captación de la Realidad que posee cualquier ser humano: su INSTINTO, por medio del cual reconoce el estado y opera su sistema biológico o dévico; su INTELECTO, que le permite el milagro de la autoconciencia y el reconocimiento, en primera instancia teórico o hipotético, de las distintas partes que componen su equipo, y finalmente la experimentación por medio de la INTUICIÓN de sus aspectos espirituales.

 

Estas escuelas grupales no funcionan aún según los cánones ya establecidos, pero se ha dado un riquísimo conjunto de experiencias educativas que se realizan en todo el  mundo. Escuelas espirituales, proyectos educativos novedosos, escuelas pseudo-espirituales y de las otras, que funcionan a pesar de la cristalización evidente (en particular en Argentina) de los estamentos oficiales.

 

La curación de los cuerpos físicos se hará también empleando métodos científicos novedosos, prácticos y bastante más baratos que los actuales. Probablemente se elimine la práctica de trasplante de órganos por ser métodos ignorantes. Se eliminará completamente de la conciencia humana el temor a la muerte, simplemente porque quedará comprobada sin lugar a dudas la permanencia de la vida y de la conciencia después de lo que llamamos muerte del vehículo físico.

 

Estos son los atisbos del funcionamiento individual como seres autorrealizados, que operan desde su alma. Y del comienzo de concreción del Quinto Reino de la naturaleza. Los dioses caminarán de nuevo entre los hombres, y habrá cinco reinos conviviendo en forma amorosa, sabia y consciente sobre esta bendita Tierra, y todas las cosas serán hechas nuevas.

 

 

 

El Nuevo Materialismo

 

 

La Humanidad está a punto de comenzar a operar desde un “nuevo materialismo”, fundado en el conocimiento profundo de las leyes que rigen los procesos de la Vida, la Cualidad y la Forma, o lo que es lo mismo,  de los tres fuegos que integran todo: Espíritu, Alma, Materia, o Fuego Eléctrico, Fuego solar, Fuego por Fricción.

 

Cuando se comprenda la realidad de la notable conexión de los pájaros con la Vida, y la posibilidad de generar tejidos tan bellos y perfectos como las flores del campo, se transformarán de tal manera tanto el arte como la economía, que nada de lo que conocemos perdurará, y como está escrito, “todas las cosas serán hechas nuevas”.

 

La energía, hoy en manos de poderosos monopolios, conocerá los nuevos campos de abundancia y de utilidad para el bien de todos.

 

La conformación de la materia para producir tanto cuerpos más saludables como también elementos necesarios para la vivienda, el transporte, el arte y toda inventiva posible,  tendrá expresiones que otorgarán nuevo sentido a la palabra creatividad, y empleos menos peligrosos, esclavistas y robotizantes que los actuales,  de manera que realmente llegará a concretarse el fin de las esclavitudes del dinero y del trabajo.

 

Y si esto sucediera, ¿a qué nos dedicaríamos los hombres y las mujeres del Tercer Milenio, para no morir de aburrimiento?

 

No habrá lugar para tales situaciones; “ab-horrere”, origen de la palabra aburrir, significa “por medio del horror”. La clave esencial de lo nuevo consiste precisamente en la prolija erradicación del miedo de la vida humana, partiendo de la locomotora de todos los miedos que es el temor a la muerte. ¿Se imaginan la fantástica calidad de una vida no contaminada por los terrores cotidianos, tan enfermantes, tan dañinos, y tan remunerativos para algunos traficantes del terror y de sus costosos paliativos?

 

 

 

El Estado de las Cosas y la Justicia Divina

 

Para no ser acusado de alarmista sin fundamento, bastará describir un asesinato moderno, a fin de identificar y precisar la diferencia entre Destructores y Constructores, cuyo desconocimiento todavía mantiene a muchos paralizados con una mezcla de duda y esperanza.

 

A fines de febrero de 2002, todos los periódicos argentinos recogieron un artículo de un “corresponsal de guerra en Afganistán” que narraba lo siguiente: “... el hombre, que se destacaba de sus compañeros por ser ‘tan alto como Bin Laden’, fue atacado con un misil teledirigido... Las tropas de tierra prohibieron el acceso a la zona de impacto del misil, por lo que no se pudo verificar el resultado del ataque”.

 

La descripción de este alevoso asesinato, que por lo demás no parece haber conmovido significativamente a ninguno de los lectores de los diarios, no indica que en la realidad han quedado prolijamente registrados los siguientes hechos:

 

-         El proceso de búsqueda y detección de seres humanos “tan altos como...” o parecidos a...”.

-         La identidad y los pensamientos de la persona que realizó la búsqueda y detección.

-         La identidad de la persona (si es que la hubo) que autorizó la muerte del ser humano “tan alto como...”, y de sus eventuales acompañantes.

-         La identidad y los pensamientos de la(s) persona(s) que eventualmente autorizó(aron) las ejecuciones de personas cualesquiera y/o a criterio del operador de semejantes armas letales, sin mediar detención y juicio previo.

-         Todas las sensaciones , pensamientos y acciones tanto del atacante como del atacado.

-         Todas las circunstancias que rodearon el asesinato, incluidas las del periodista.

-         Las reacciones emotivas e intelectuales de todos los lectores de los periódicos.

 

¿Cómo es posible afirmar que semejantes registros han sido concretados y existen?

 

Simplemente, porque TODO LO QUE SUCEDE, INCLUSO NUESTROS PENSAMIENTOS Y SENTIMIENTOS, ES PROLIJAMENTE REGISTRADO COMO PARTE DE UN SISTEMA DE JUSTICIA INFALIBLE.

 

Los griegos nos decían que hasta el encumbrado Zeus estaba sometido a esta ley inexorable.

 

Los chinos nos recuerdan que “hasta la más leve caída de una hoja del otoño es registrada en los Cielos”.

 

Toda la Enciclopedia Británica cabe en un delgado disco de plástico que se graba con luz y se lee también con luz. Tal como sucede con los Registros AKÁSHICOS. Akasha es en sánscrito uno de los nombres de sustancia primordial etérica.

 

Del mismo modo que la evolución dévica está sometida a la ley inexorable de respuesta automática a los deseos y pensamientos de la evolución humana, la evolución humana está sometida a la ley inexorable del libre albedrío y de la correspondiente Ley de Causa y Efecto, de Retribución o de “Cosecharás lo sembrado” o del Karma.

 

Cada ser humano es libre para hacer lo que puede, quiere o desea, y cada acción genera una reacción adecuada. “Por sus frutos los conoceréis” y “Cosecharás lo sembrado”.

 

Para que este sistema cuidadosamente planificado de evolución divina sea divinamente preciso y divinamente justo, requiere un sistema de registro divinamente efectivo y adecuado a su fin de justicia divina.

 

En este punto resulta necesario aclarar que todos los diseños divinos son mucho más eficaces y perfectos que cualquier diseño humano conocido. Por lo menos, esto es lo que nos dicen todos los libros, las religiones, las mitologías y las creencias. A cualquier argentino le resultará fácil de creer esta afirmación, sobre todo después de la actuación de la justicia y de la “Corte Suprema” (nombre adecuado sólo para Tribunales más Excelsos).

 

Este sistema evolutivo de prueba y error puede parecer un poco cruel a simple vista, pero los resultados están siendo por lo menos interesantes, a juzgar por los movimientos sociales argentinos de la última década. Si bien puede decirse que los cacerolazos surgieron de la afectación brutal de la víscera más sensible de la clase media (el bolsillo), es posible también afirmar que fue una especie de chorro (no gota) que colmó el vaso, permitiendo la extensión de la protesta a los ámbitos políticos, sociales y jurídicos del sistema.

 

No es superfluo indicar que el registro de pensamientos, acciones y omisiones se realiza en ámbitos interpenetrantes y omniabarcantes, de manera que no existe oscuridad, bunker, túnel ni sistema aislado conocido que pueda evitar su funcionamiento pleno.

 

A partir del registro tienen lugar las disposiciones que hacen que el alma, luego de haber elegido  una nueva experiencia en la materia, es enfrentada con la pregunta: ¿Cuántas cuotas va a pagar en la próxima encarnación? Si dice, por ejemplo, 100 cuotas, el nacimiento se realiza en sitios altamente ordenados como Suiza o Lichtenstein. Si la respuesta es 10.000 cuotas o más, uno nace en la Argentina... tal como lo describían los griegos, en lenguaje menos coloquial, cuando hablaban de las fiestas conducidas por Hermes “en las que los amos intercambiaban sus roles con los esclavos”.

 

Uno de los corolarios más importantes de este enfoque, consiste en darse cuenta que, cualquiera sea la experiencia que elija el alma, YA VENIMOS PREPARADOS para las crisis emergentes. Estamos preparados para los padres biológicos que elegimos, para las situaciones económicas y sociales, para todo. Un libro dice que “nadie sufre ni un poquito más de lo que necesita para aprender”.

 

Pero no todas son deudas.

 

Grupos enteros de almas viejas encarnan también con propósitos más loables y definidos. De eso trata precisamente este libro.

 

 

Los grupos de ALMAS CONDICIONANTES

 

Las almas CONDICIONANTES   se diferencian , por sus diferentes propósitos, con toda claridad de las almas DETERMINANTES.

 

Con la finalidad de contribuir a las tareas de reconstrucción de lo útil destruido y de construcción de lo nuevo, y ante el éxito planetario de los DESTRUCTORES, están encarnando grupos de almas que facilitarán la manifestación del Quinto Reino de la Naturaleza, prepararán la exteriorización de la Jerarquía de Maestros y contribuirán a establecer las condiciones necesarias para la reaparición de Cristo.

 

Las primeras etapas  del trabajo tienen que ver con la observación atenta, con la curación y con la educación, de modo que estos grupos son CONDICIONANTES, preparan el terreno para el futuro, para la siembra en las mentes de los hombres de las semillas de lo nuevo, generando buenas relaciones e iluminando la oscuridad reinante; mientras que los DESTRUCTORES operan como almas DETERMINANTES, trabajando con los líderes (o como líderes) que operan en los complejos ámbitos de la Plutocracia Global.

 

Como nadie sabe muy bien cuál es la cualidad particular de su alma, (puesto que la gran mayoría duda TAMBIÉN de la existencia de su propia alma), cada cual puede elegir cuál de los dos roles le parece más interesante, y actuar como si.

 

Los paradigmas del desarrollo grupal en la transición

 

¿Cuál es la utilidad práctica de la telepatía en estas épocas oscuras?

 

Afortunadamente, dos mujeres que lograron desarrollar su sensibilidad hasta el punto en que establecieron conexión con un Maestro, escribieron libros que constituyen la mejor guía espiritual jamás escrita, y de los cuales hemos extraído una síntesis que permite vislumbrar el canon, los paradigmas y las acciones concretas que son constituyen las metas de la transición hacia la manifestación del Quinto Reino en nuestras vidas cotidianas.

 

LA CONSTRUCCION DE LA NUEVA CIVILIZACION
 

 

PRINCIPALES PREMISAS ESPIRITUALES
 

 


1)     Satisfacer la necesidad inmediata y no una visión idealista y distante.

2)     Adecuarse a un mundo que sufre una crisis destructiva y a una humanidad destrozada por ella.

3)     Sentar las bases para un futuro orden, que será posible luego de un período de reconstrucción.

4)     Igualdad humana de origen y meta, pero diferentes grados de evolución.  Unidad en la diversidad.  Liderazgo de los más íntegros, los más inteligentes y los más experimentados.  Fin del control del capital por el trabajo, o del trabajo por el capital.

5)     El liderazgo será ejercido por quienes trabajan por el mayor bien para el mayor número, por la libertad y que ofrezcan una oportunidad para todos, y no igualdad de oportunidades para que algunos las usen y otros queden excluidos.

6)     “Todos para uno y uno para todos”. Será la regla, incluso entre las naciones.

7)     No se impondrá un tipo uniforme de gobierno, ni una religión única.  Serán reconocidos los derechos soberanos de cada nación.  Sólo en la educación deberán hacerse esfuerzos para lograr unidad.

8)     No habrá naciones que “poseen” y otras que no.  Los recursos y las riquezas del planeta pertenecen  a la humanidad y deberán compartirse adecuada y equitativamente por todos.

9)     Habrá un desarme constante y regulado, no optativo, y tendiente a no permitir que ninguna nación pueda atentar contra otra.

 

 

 

 

LOS CUATRO PRIMEROS PASOS
 

 

 


1)    Despertar el sentido de la responsabilidad individual.

Cada ser humano, es único, irrepetible, poderoso, inteligente, libre, inmortal, y forma parte indivisible, lo reconozca o no, del todo que llamamos humanidad.

2)    Expresar el amor en el servicio.

Un corazón verdaderamente compasivo no es emocional.  La persona que ama a sus semejantes está mentalmente aplomada, trabaja inteligentemente y moviliza todas sus fuerzas para servir en el momento justo.

3)    Reorganizar la propia vida a fin de hacernos tiempo para este necesario servicio.

Las ilusiones más comunes son el desconocimiento del propio potencial, imaginar que nuestra salud no es adecuada, o creer que necesitamos más tiempo para nosotros mismos.  Es posible y necesario comenzar aquí y ahora.

4)    Sustituir la “mala leche” por la buena voluntad en la vida cotidiana. Comenzando por uno mismo, en las relaciones de familia y amistad, en el trabajo, con los conocidos, y con todos con quienes entremos en contacto.

 

 

 

Una visión de la Nueva Civilización, de la Nueva Tierra y de los Nuevos Cielos

 

Libertad y Alegría.

 

Ninguna visión que esté despojada de estos atributos esenciales es aceptable a estas alturas del Proceso Evolutivo.

 

Hay demasiada oscuridad en nuestros pequeños mundos reducidos (cada vez más reducidos) solamente a las ilusiones de un consumismo en permanente decadencia para la mayoría.

 

Pero las horas más oscuras de la noche son las que preceden al alba.

 

Cuando aprendamos que SOMOS TODO, nada podrá faltarnos.

 

Cuando verifiquemos por experiencia propia las bondades de la libertad, de la ausencia de miedo, basada en la seguridad espiritual y no en la ilusoria seguridad material, podremos vislumbrar el Nuevo mundo.

 

Cuando vivamos para mejorar cada día, para embellecer todo aquello con lo que entremos en contacto, para crear y sostener buenas relaciones humanas y con todo lo que existe, asomará la luz detrás de los nubarrones.

 

Cuando dejemos a un costado del camino todo aquello que alguna vez sirvió, pero que ya no nos sirve para vivir en plenitud, tendremos la certeza que esa luz proviene del Sol de la Vida.

 

Cuando cada día estemos abiertos a lo nuevo, y vivamos poderosamente y amorosamente, y cerremos cada día con la belleza de la entrega, podremos comprender el consejo bíblico. “A cada día le basta su afán”, sin inútiles memorias, sin temores del futuro.

 

Cuando aprendamos, poco a poco, las leyes inmutables y divinamente justas de la verdadera vida, llegaremos a creer que cada crisis es en realidad una nueva oportunidad para desarrollar nuestro potencial inconmensurable.

 

Cuando más y más individuos sean ayudados a liberarse y a liberar a otros de las milenarias cárceles internas construidas durante milenios de ignorancia y de miedo, comenzará a despuntar el nuevo sol que guiará a la humanidad hacia su asombroso destino de poder, de luz, de belleza y de amor.

 

Cuando esto suceda, otra vez los Dioses caminarán entre los hombres, y serán reconocidos por lo que Son, y contribuirán al destino creador de los hombres, y la Creatividad dejará de ser una mera palabra para ser reconocida como el poder para ayudar a florecer, mejorar y embellecer a todas las vidas de todos los Reinos de la Naturaleza, para beneficio de todos, y para que la Tierra se convierta en un planeta consagrado a la Vida y al Amor.

 

Finalmente, cuando la Tierra esté engalanada y sea una verdadera fiesta vivir en ella, desde el nacimiento hasta la muerte, estaremos en condiciones de contribuir al embellecimiento de cada planeta del Sistema Solar, viajando en hermosos cuerpos de luz, recordando que luego de nuestro aprendizaje terráqueo ningún otro miasma oscuro de la Galaxia podrá llegar a provocarnos miedo o asco, simplemente porque sabremos que todo lo que existe es divino, y que la luz prevalecerá para la infinita Gloria de Dios.

 

En los próximos capítulos exploraremos los nueve grupos de almas condicionantes, que nos permitirán, por afinidades interiores, indagar cuál es nuestra familia espiritual, con la que nos seguramente nos gustaría participar de la más grande aventura creativa que le haya sido posible a ninguna otra sociedad humana sobre la Tierra.

 

 

 

 

 


CAPÍTULO 4:  El Fin de la Gran Ilusión

 

 

Las débiles señales de lo Nuevo

 

En épocas de transición entre la muerte de lo que ya no sirve y el surgimiento de lo que nace, es necesario estar muy atentos para percibir las débiles señales de lo nuevo, mezcladas con el estrépito que produce lo que está muriendo y no quiere.

 

La cualidad principal de un Observador Entrenado consiste en la capacidad para detectar prematuramente, discriminar y dar a conocer a la gente la existencia de los hechos que generan sistemas sinérgicos, distinguiéndolos de aquellos que los destruyen. Un sistema es sinérgico cuando por el mismo acto se beneficia la persona, el grupo, la nación y el planeta. Un sistema no es sinérgico cuando alguien en la cadena pierde para que otros ganen.

 

Los sistemas sinérgicos operan según el principio del mayor bien para el mayor número. Los sistemas no sinérgicos generan inevitablemente la exclusión de los menos aptos y de los menos preparados, de los viejos y de los niños. Son sistemas impiadosos e inhumanos, no compasivos, competitivos y que no son adecuados para una sociedad basada en el Amor. Por eso mueren, como todo lo que no sirve.

 

Los Observadores Entrenados conocen algunas de las trampas en las que solemos caer con facilidad. Por ejemplo, el presunto ideal de la “igualdad de oportunidades”, disfrazado de algo deseable, implica la ignorancia de que todos somos diferentes, con lo cual se excluye de la oportunidad a los menos capaces y a los menos preparados. En una sociedad sinérgica, en cambio, los líderes deben crear “oportunidades para TODOS”, que no es lo mismo, y sus efectos difieren profundamente.

 

Este grupo de Observadores Entrenados de la Realidad tiene la misión suprema de destruir la Gran Ilusión.

 

¿Qué es la Gran Ilusión?

 

Ilusión es lo contrario de la Verdad.

 

Todo lo ilusorio tiene una vida efímera. Sólo lo Verdadero Permanece.

 

Por eso, todo lo que vemos, morirá. Porque todo lo que vemos no es más que una parte muy pequeña de la Verdad, a la que denominamos la Gran Ilusión.

 

La Gran Ilusión es todo conjunto de percepciones y de creencias que nos oculta la Verdad.

 

Este concepto oriental de Maya, o Ilusión, resulta muy difícil de comprender para los que hemos sido educados en el materialismo más profundo.

 

Con el fin de contribuir a la comprensión de este tema tan vital y tan abstruso de la Verdad y de la Ilusión, recurriremos a la ayuda de los dos lenguajes que reconocemos como occidentales y “verdaderos”: el de la Ciencia y el de la Mitología Griega, fuente de sabiduría fundacional e inobjetable de la Civilización Occidental.

 

En 1905, Albert Einstein dio a conocer su Teoría Restringida de la Relatividad.

 

El concepto de equivalencia entre Materia y Energía fue el que posibilitó el desarrollo de la Energía Atómica. La energía de todo cuerpo en movimiento es igual al producto de su masa por el cuadrado de la velocidad de la luz. Todo cuerpo oculta un potencial energético enorme.

 

Esta teoría es comprobada en 1945. La Bomba Atómica que destruyó Hiroshima tenía una masa activa de 6,2 kilogramos de Plutonio.

 

TODO CUERPO FÍSICO ES ESENCIALMENTE ENERGÍA. Porque la fórmula de Einstein no tiene restricciones en cuanto al tipo de materia. Lo que nos lleva a entender la afirmación de que Materia es Espíritu en su aspecto más denso, y Espíritu es Materia en su aspecto más sutil. TODO ES ENERGÍA.

 

Toda solidez es solamente una GRAN ILUSIÓN de nuestros sentidos limitados. Lo cual no quiere decir que no sea real lo que vemos y tocamos, sino que percibimos sólo un aspecto parcial de la Realidad. No somos sensibles, aún, en forma concreta, a los aspectos más sutiles de la Realidad, que está constituida no solamente por la FORMA, sino que como todo lo que existe, está integrado por VIDA, CUALIDAD Y APARIENCIA, o ESPÍRITU, ALMA Y CUERPO. La forma es simplemente la parte perceptible con nuestros sentidos limitados del objeto íntegro. Entonces, nuestros sentidos no nos permiten percibir lo que ES, sino solamente la APARIENCIA de lo que ES en su totalidad, ese objeto, que además, en su intimidad imperceptible, está constituido por energía.

 

Estas transformaciones de materia en energía son comprensibles para cualquier mente educada en la cultura de la Bomba Atómica. En cambio, las transformaciones de energía en materia, regidas por la misma forma de Einstein, a pesar de haber sido postuladas en el mismo año de 1905 por otro científico occidental reconocido, Sigmund Freud, son un poco menos fáciles de captar conceptualmente, a pesar de figurar en muchos libros sagrados, como la Biblia.

 

En Occidente, SAI BABA actualiza en la mente de las personas comunes la idea de la transformación de la energía en materia. SAI BABA “materializa” objetos de la nada. Este fenómeno ha sido corroborado por muchas personalidades occidentales, incluido el sacerdote católico Mario Mazzoleni, que fuera excomulgado por la Iglesia por sostener en varios libros la realidad de estos “milagros”. Sin embargo, el Nuevo Testamento nos informa que Cristo podía multiplicar los panes y los peces, y transformar el agua en vino (que no significa otra cosa que “materializar” los pensamientos y los deseos). Como si esto no fuera suficiente, Cristo también nos predecía: “HARÉIS COSAS MÁS GRANDES QUE LAS QUE YO HICE”.

 

Estos conceptos nos indican que el origen de la Gran Ilusión reside en la incapacidad o limitación de nuestro equipo (sentidos, sistema nervioso, cerebro y mente) para captar TODA  la Realidad. Sólo percibimos conscientemente, desde el punto de vista energético, la millonésima parte (1/1.000.000) de las energías con las que entramos en contacto a cada instante. También sabemos que sólo empleamos el 5% (cinco por ciento) de la capacidad potencial de nuestro cerebro. Con esta ínfima percepción de la Realidad, tenemos que INTERPRETAR esa Realidad con un órgano aún no desarrollado, y tomar decisiones que generan nuestro futuro. Si digo que sí, se abre un tipo de realidad futura. Si elijo decir que no, en la misma situación, genero una realidad distinta.

 

La naturaleza real de la Vida, de lo que Somos y del Sentido de la Existencia y de la Muerte, son aspectos de la Realidad acerca de los cuales tenemos poca o ninguna idea, tan absorbidos estamos por lo que TENEMOS, producto de una educación científica extremadamente materialista, y de una educación religiosa muy preocupada por ocultarnos la realidad de la divinidad humana.

 

Si uno no conoce bien su equipo propio, ni tampoco las reglas del Gran Juego al que llamamos Vida, es muy probable que nuestras decisiones estén equivocadas la mayor parte de las veces. “Peccare” es errarle al blanco. El mayor pecado que podemos cometer es el de ACIDIA, que consiste en saber lo que es bueno, y no hacerlo. O lo que es peor, obligarnos a hacer algo que no nos gusta. Por ignorancia o por miedo. Cuando alguien hace algo distinto de aquello para lo que está diseñado, aparece el sufrimiento. Del propio equipo, y de la vida, que se pierde nuestra contribución única e irrepetible a la Fiesta de la Vida.

 

A juzgar por la abundante cantidad de sufrimiento inútil que se observa, parece razonable afirmar que vivimos casi completamente sumergidos en la Gran Ilusión.

 

Parta comprender mejor este fenómeno, recurriremos a dos mitos griegos que pueden iluminar los tres aspectos de la Gran Ilusión: Maya, Espejismo e Ilusión propiamente dicha.

 

Maya es el aspecto de la Gran Ilusión provocado por la interpretación errónea o incompleta de nuestra percepción en el plano de lo material.

 

Espejismo es el aspecto de la Gran Ilusión que se genera por la interpretación errónea de lo que acontece en el plano astral, o de las emociones y sentimientos.

 

Ilusión es el aspecto de la Gran Ilusión producido por la interpretación errónea de la realidad derivada del funcionamiento de nuestra mente.

 

Los dos mitos que nos ayudan a dilucidar estos conceptos son los de Hermes (Mercurio) y Afrodita (Venus).

 

Mercurio es el hijo de Zeus y de Maya. El Rey del Olimpo, heredero del rayo de Urano, relacionándose con una poderosa deidad material, generan el milagro del Mensajero Alado que se comunica con todos los dioses inmortales del Olimpo, veloz y dotado de la potente capacidad de transmitir información. Y también de ocultarla o tergiversarla parcial o totalmente, como veremos; capacidad heredada de su madre.

 

Maya oculta el tremendo poder luminoso de la Vida, hasta que lo descubre Einstein y lo muestra a la humanidad por medio de la bomba atómica. No podemos ver ni tocar el poder atómico que se oculta en cualquier trozo de materia. Pero ahora sabemos que existe.

 

Cuando la ciencia nos hizo comprender que TODO ES ENERGÍA, asestó un formidable golpe a la Gran Ilusión, al arrancar gran parte de (no todos, aún) los velos con los que se oculta Maya.

 

El primer acto del joven Mercurio, ejecutado a las pocas horas de su nacimiento, consistió en robarle las Vacas al dios Apolo. Por esto se lo conoce a Mercurio como el Rey de los Ladrones. ¿Quizás por esto es también el dios del Comercio? ¿O será por su rapidez? ¿O por ambas cualidades? Pues no lo sé.

 

 

HERMES (Mercurio)

Las Vacas de Apolo, el dios Sol, representan la Verdad. El ganado de los dioses, en la mitología griega, son el símbolo de mente o de las ideas divinas, como Pegaso, el caballo alado, o las 20.000 yeguas devoradoras de hombres que tuvieron a maltraer a Hércules en su primer trabajo camino a la inmortalidad, o el Toro Blanco del Rey Minos, de quien su mujer Pasifae se enamorara perdidamente.

 

Mercurio le roba las Vacas a Apolo, las conduce a una caverna y se sienta en la entrada a cuidarlas. Apolo, cuando se entera del robo, de inmediato concurre a reclamar su derecho al padre del ladrón. Zeus, extrañamente, defiende a su hijo, diciéndole a Apolo que un joven tan bello era incapaz de hacer algo tan feo. Apolo no se convence, y como todo se sabe en estos niveles divinos, ubica rápidamente la caverna donde están sus Vacas Sagradas, y se dirige presuroso al lugar.

 

Mercurio, tan rápido como Apolo, lo ve venir y fabrica, con una pobre tortuga que pasaba por ahí, una lira. Para hacer corto el relato, Mercurio fascina a Apolo con la música de la lira, le enseña a tocarla y se la regala. El dios se retira encantado con el instrumento y su nueva destreza, olvidándose completamente de su ganado, que es retenido en la caverna por el hábil vendedor de ilusiones.

 

Surgen dos preguntas: ¿por qué Zeus apaña a Mercurio? y ¿dónde están las Vacas?, o ¿dónde se oculta la Verdad?

 

Las respuestas son importantes para llegar a comprender el origen, la naturaleza y el propósito de la ilusión que genera la mente humana.

 

Si Zeus protege al ladrón de la Verdad, es porque está de acuerdo con esta función de Mercurio. La mente que percibe una pequeña parte de la Realidad genera en nosotros la ilusión. Y esto forma parte del Plan Divino para la Humanidad.

 

La mente inferior, alimentada por los sentidos limitados, produce la ilusión de la separatividad, cuya manifestación más conocida es aquello que llamamos yo, distinto, único y separado de lo que llamamos otro y otros, separado también de lo divino, de la naturaleza y del Cosmos. De allí surge la ilusión de la soledad de la que emana la fuerte necesidad de completarnos con algo o alguien “externo”, y el consiguiente impulso de adquirir y poseer que caracteriza a la mayoría de nuestras relaciones es esta etapa de la evolución humana. Del amor, ni hablar.

 

Esta  ilusión  mental de la separatividad nos lleva a investigar a Afrodita (Venus), la diosa del Amor. Nacida de los genitales de Urano, que fueran cercenados por Crono (Saturno) a pedido de su madre Gea, cuando cayeron en los Océanos, el reino de Poseidón (Neptuno).

 

AFRODITA (Venus)

 

Emergió de las aguas la diosa más bella, cuya naturaleza está simbolizada por su nombre. Afros es espuma en griego.

 

La fluidez acuosa de Neptuno provee la forma externa más perfecta que se conoce: una delgada superficie esférica transparente, que constituye la parte visible de las infinitas esferas que forman la Espuma del mar. La sutil naturaleza transparente del aire, provisto por el Padre Urano, permanece encerrada en el interior de cada esfera.

 

Esta notable metáfora griega acerca de la naturaleza íntima de la diosa del Amor nos permite una comprensión muy clara de aquello a lo que llamamos espejismo.

 

Las imágenes que refleja una burbuja transparente son dos (cualquiera puede hacer el experimento con una pompa de jabón): una imagen al derecho, y la otra al revés , porque la superficie externa de la parte anterior de la burbuja funciona como un espejo convexo, y la superficie interna de la parte de atrás de la burbuja funciona como un espejo cóncavo. Las dos imágenes del observador están invertidas (cabeza arriba y cabeza abajo).

 

La imagen normal produce atracción.

 

La imagen invertida provoca repulsión.

 

El verdadero Amor no es atracción ni repulsión. El verdadero Amor no es emoción ni ilusión. El verdadero Amor es Razón Pura, simbolizada por al aire del interior de la burbuja.

 

Esta es una de las más adecuadas descripciones del espejismo, o del efecto engañoso que los sentimientos de atracción o de repulsión provocan en las personas no advertidas.

 

Encontrar la Verdad entre los infinitos juegos de espejos de una emocionalidad exacerbada es otra de las tareas de los Observadores Entrenados de la Realidad.

 

 

 

¿Quiénes pueden ser Observadores Entrenados de la Realidad?

 

 

Los Observadores Entrenados de la Realidad son aquellas personas que han logrado, en mayor o menor medida, un contacto con la Luz del Alma, y consiguen por ello percibir  con cierta claridad las causas de lo que ocurre, y son capaces de ver detrás de los velos con los que suele vestirse (y ocultarse) la Verdad.

 

El libro “ESPEJISMO (GLAMOUR) Un Problema Mundial”, de Alice Bailey describe con gran precisión tanto el problema de la Gran Ilusión como los métodos que han usado los más grandes Observadores Entrenados de la Realidad que se conocen, como el Cristo, el Buda hace 2500 años, un poco antes Hermes (Mercurio), cuya saga mítica conocemos parcialmente, y más cerca en el tiempo, la obra de Einstein.

 

Ninguna persona que se precie de ser un Observador Entrenado de la Realidad puede desconocer el libro mencionado, ni la vida del Cristo, ni la del Buda, ni los mitos de Mercurio y Venus, ni la vida de Einstein, entre otros.

 

La capacidad para intuir la Verdad, que generalmente se oculta detrás de la Apariencias, implica haber obtenido una importante cuota de desapego emocional y un desarrollo espiritual que se manifieste en la vida cotidiana a través de conductas íntegras y alegres.

 

Y esto porque el estado del retoño que llamamos Nueva Civilización ya se vislumbra como indetenible, proveyéndonos sobrados indicios de un despertar de la conciencia de la Humanidad que permite desdramatizar y ser optimistas ante la oportunidad que está hoy ante nosotros.

 

Transcribimos a continuación algunos párrafos del libro citado de Alice Bailey, publicado en inglés en 1950.

 

El equilibrio se está logrando por las actitudes humanitarias predominantes en gran medida, a pesar de cualquier tendencia teológica. Tales actitudes se afirman en la creencia de la innata rectitud del espíritu humano, de la divinidad del hombre y de la indestructible naturaleza del alma de la humanidad. Esto introduce inevitablemente el concepto de la PRESENCIA o de Dios Inmanente, siendo la resultante de la necesaria rebelión en contra de la creencia de Dios Trascendente. Esta revolución espiritual fue totalmente un proceso de equilibrio, y no debe preocupar, pues Dios Trascendente existe eternamente aunque sólo puede ser visto, conocido y encarado correctamente por Dios Inmanente – inmanente en el individuo, en los grupos y en las naciones, en las organizaciones y en la religión, en toda la humanidad y en la Vida planetaria misma. La humanidad está luchando hoy (y lo ha estado durante épocas) contra la ilusión, el espejismo y el maya. Los pensadores avanzados... han llegado a la etapa donde el materialismo y el espiritualismo... y el dualismo básico de la manifestación, pueden verse claramente definidos. Debido a esta clara demarcación, las cuestiones que subyacen en los actuales acontecimientos mundiales, los objetivos de la presente lucha mundial, los modos y métodos para restablecer el contacto espiritual y el reconocimiento de las técnicas que han de introducir la nueva era mundial y su orden cultural, pueden ser claramente observados y apreciados.

 

... El trabajo que realizan quienes ven el escenario del mundo como la palestra donde se desarrolla el conflicto entre el Morador en el Umbral y el Ángel de la Presencia, podría ser detallado como:

 

 

... 2) La educación de la humanidad para que distinga entre:

 

a.    Espiritualismo y materialismo.

 

b.    Participación y codicia, delineando un mundo futuro donde prevalecerán las Cuatro Libertades y todos tendrán lo necesario para vivir dignamente.

 

c.     Luz y oscuridad, que manifiesta la diferencia entre un iluminado futuro de libertad y oportunidad, y un sombrío futuro de esclavitud.

 

d.    Fraternidad y separatividad.

e.    El todo y la parte, señalando la época que se aproxima (bajo el impulso evolutivo del espíritu), donde la parte o el punto de la vida asume su responsabilidad por el todo, y el todo existe para el bien de la parte.

 

... He descrito esta aplicación práctica y he ilustrado la enseñanza precedente, respecto al espejismo, a la ilusión y al maya, porque todo el problema mundial ha hecho crisis y su solución será el tema sobresaliente de cualquier proceso, tanto educativo como económico y religioso, hasta el año 2025.

 

 

 


CAPÍTULO 5:   El Desarrollo de la Telepatía

 

Todos somos telépatas. Pero no lo sabemos.

 

El extremo materialismo imperante nos ha producido una especie de aislamiento, de interferencia o de interrupción del flujo energético, tanto interno con el Dios Inmanente, como externo, con el Dios Trascendente y con todo lo que existe.

 

Por lo tanto, es necesario restablecer el contacto perdido y reanudar el flujo energético, interrumpido por razones que desconocemos pero que han sido muy eficaces.

 

Este es el significado profundo de la palabra Religión, re-ligare, volver a conectarnos con lo que Somos, y también la meta de lo que llamamos intuición, que podemos desarrollar por medio de la imaginación primero, de la meditación científica después y del servicio a la humanidad como finalidad.

 

Este contacto inteligente con la Divinidad es esencial para el conocimiento y la realización del Plan.

 

Del libro de Alice Bailey “TELEPATÍA Y EL VEHÍCULO ETÉRICO” extraemos los siguientes párrafos:

 

Toda la historia evolutiva de nuestro planeta consiste en recibir y distribuir, tomar y dar. La causa del malestar de la humanidad (que ha vivido en dificultades económicas en los últimos doscientos años, y en el oscurantismo teológico de las iglesias ortodoxas), se debe a que tomamos y no damos, recibimos y no compartimos, acumulamos y no distribuimos. Este quebranto de la Ley ha colocado a la humanidad en la posición de culpabilidad. La guerra es el precio lamentable que la humanidad ha tenido que pagar por el gran pecado de la separatividad. Las impresiones de la Jerarquía de Maestros han sido recibidas, tergiversadas, mal aplicadas y erróneamente interpretadas; la tarea del Nuevo Grupo de Servidores del Mundo consiste en contrarrestar ese mal,... Solamente me he referido a algunas, muy pocas, fuerzas impresoras del planeta, y he enumerado algunos de los grupos principales que son intrínsecamente receptores de la impresión, siendo posteriormente agentes del agente impresor. En la familia humana, esta actividad recíproca es obstaculizada por su egoísmo; esta “interrupción de la impresión” y esta “interferencia de la divina corriente circulatoria” son responsables del pecado, de las enfermedades y de todos esos factores que han convertido a la humanidad en lo que es. Cuando la libre afluencia de energía e interacción divinas y del propósito espiritual sean restablecidos, entonces desaparecerá el mal, y la voluntad al bien se convertirá en verdadera buena voluntad, en el plano físico externo.

 

... Esta nueva Ciencia de Impresión constituye la base subjetiva y el elemento unificador que mantiene unidos a los campos del conocimiento, de la ciencia y de la religión.

 

La Ciencia de la Impresión facilitará enormemente la presentación de esos ideales que condicionarán el pensar de la Nueva Era, y oportunamente traerán una nueva cultura y una nueva expresión de la civilización que tiene por delante la humanidad, reemplazando a la actual civilización y proporcionando nuevos campos de expresión. En realidad, esta ciencia es la base de la teoría de las relaciones humanas... y se irá ampliando hasta abarcar no sólo las rectas relaciones con los reinos superhumanos, sino también con los reinos subhumanos. ...conducirá a un gran cambio en la conciencia humana, desde los niveles emocionales y de la vida física ( en los cuales está enfocada la humanidad) hasta los niveles de la percepción mental.

 

Esta ubicación del Cuarto Reino de la Naturaleza, el humano, como bisagra entre los reinos superiores y los inferiores, permite vislumbrar los campos de servicio que el Plan ha destinado para los hijos de los Hombres.

 

El desarrollo de esta nueva Ciencia de la Impresión es de fundamental importancia práctica para el conocimiento de los cánones de lo que viene, y para la transmisión sin distorsiones de las ideas que deben plasmarse en las mentes encargadas de materializar la nueva civilización.

 

Esta es una de las funciones de Mercurio, la mente del Rey de los Ladrones que puede producir la Gran Ilusión de la separatividad, y también servir de Mensajero entre los dioses del Olimpo. Ambas actividades son posibles, y se trata de aprender a emplear correctamente este poderoso instrumento con el que estamos dotados cada uno de nosotros. El dominio de la mente es la gran tarea de desarrollo de cada aspirante a contribuir con la Tarea.

 

Las pruebas de que esto es posible son innumerables y concretas. Las más destacables son, sin duda alguna, la contribución que aspirantes de mente poderosa han realizado para que todo lo necesario esté hoy escrito y a disposición de la humanidad toda. Son los libros que H. P. Blavatsky y Alice Bailey han dejado como producto de su capacidad telepática de conexión con D. K., el Maestro que tiene a su cargo la tarea, primero preparatoria, y luego introductoria, de los conocimientos que los hombres debemos incorporar para abrir los pétalos externos del Loto, los pétalos de Conocimiento.

 

La razón por la que en el título del libro que estamos explorando se vincula el fenómeno de la telepatía con lo que se denomina el cuerpo etérico, proviene de la siguiente afirmación:

 

El cuerpo etérico está compuesto principalmente de energía o energías predominantes, a las cuales el hombre, el grupo, la nación o el mundo reaccionan durante un ciclo determinado o período mundial.

 

Todos estamos en el Todo, debidamente interconectados.

 

No existe nada en el universo manifestado –solar, planetario y en los distintos reinos de la naturaleza- que no posea una forma sutil e intangible, aunque sustancial, de energía, que controla, rige y condiciona al cuerpo físico externo. Este es el cuerpo etérico.

 

El cuerpo físico denso, compuesto de átomos, cada uno de ellos con su vida, luz y actividad individuales, se mantiene unido por las energías que componen el cuerpo etérico.

 

Este conjunto de redes sutiles tipo Internet que vinculan todo lo que existe, tiene leyes cuyo conocimiento permitirá al hombre comprender y controlar de una manera incomprensible hasta el presente, su propia salud física, empleando correctamente las energías a disposición en lugar de ser controlado por ellas.

 

Por otra parte, todas las formas están relacionadas, interrelacionadas y son interdependientes.

 

El conocimiento (y el reconocimiento experimental) de estas realidades sutiles nos transformarán en usuarios inteligentes (y poderosos) de una red interplanetaria de interconexión de la cual la World Wide Web es sólo un pálido reflejo  y un ensayo modesto. Las condición humana esencial de agentes receptores y transmisores de energía (“canales”) inteligentes y amorosos, se encuentra en sus albores.

 

Con estos supuestos, la Creatividad de un ser humano conectado con su Alma no tiene límites imaginables.

 

 

 

La intención de la Jerarquía de Maestros consiste en aumentar la capacidad del hombre para alcanzar la libertad a fin de actuar con efectividad en esa “vida más abundante” que traerá Cristo y que exige que el espíritu del hombre sea libre – libre para acercarse a la divinidad y para escoger el Camino para ese acercamiento.

 

¿Le gustaría dejar de depender de Bill Gates?

 


CAPÍTULO 6: La Curación de las Heridas Absurdas de los Humanos

 

 

Las Heridas Absurdas de los Humanos

 

Un programa muy popular de la TV argentina emplea una “cortina” musical que se repite varias veces, antes y después de cada tanda publicitaria:

 

“De cada amor que tuve tengo heridas,

heridas que no cierran, y sangran todavía...”

(fragmento del tango SIN FE)

 

No quiero ni imaginar las heridas generadas en las luchas y en los conflictos.

 

Este estado desastroso de las relaciones entre los hombres clama por una generalizada toma de conciencia acerca de la falta casi total de cuidado que manifestamos en nuestras formas de convivencia.

 

Existe, indudablemente, una especie de hastío del conflicto que hace que pidamos, cada uno a su manera, con todas nuestras fuerzas, un poco de armonía, un poco de paz y un poco de ternura en nuestras vidas estragadas por el daño, la impiedad, el miedo y la bronca.

 

 

El Planeta Quirón y la Herida Absurda

 

 

Un misterioso párrafo bíblico nos recomienda algo extraño: “Pide y se te concederá; golpea y se te abrirán las puertas; busca y encontrarás; pregunta y se te responderá”.

 

Nuestra cultura, materialista y arrogante, nos ha educado en la creencia de que lo sabemos todo. La pregunta es un tabú moderno, porque pregunta el que no sabe, y nosotros, en particular en la argentina, ya sabemos todo... y así nos va. Además, si preguntamos, nos echan del trabajo, de manera que mejor no preguntar. Esto nos convierte en ignorantes pre-socráticos, simplemente porque Sócrates, el más grande sabio, decía “sólo sé que no sé nada”.

 

El significado de la frase bíblica tiene que ver con la ley fundamental del desarrollo humano, que es la del Libre Albedrío. Hemos sido creados como Seres Libres. En el plano donde cada uno toma decisiones, no entra nadie. Ni Dios... Entonces, si uno no pregunta, la Vida respeta el Libre Albedrío. Si uno no pide, o no busca o no golpea, la Vida espera. Pero cuando uno lo hace, la respuesta es precisa y contundente, en los tiempos de la Vida.

 

El clamor humano por un poco de cuidado, de curación, de sanación es tan grande, que en 1977 se descubre el planetoide Quirón, nombrado según el más grande de los maestros curadores del Olimpo, y entran en la escena casi todas las terapias alternativas, despertando la conciencia de la humanidad hacia las posibilidades concretas de curación disponibles. 

 

El asunto termina de clarificarse cuando en 1988 Quirón duplica su brillo, sin que los astrónomos hayan acertado a explicar la razón. Pero en 1989, la Organización Mundial de la Salud publica un informe sobre un relevamiento planetario efectuado por tres médicos occidentales. Las conclusiones son asombrosas; el 82% de la población mundial, es decir 5.000 millones de personas, nunca vieron un medico, ni lo verán hasta que se mueran.

 

La recomendación de los tres médicos fue terminante: la única actitud inteligente consiste en integrar todos los sistemas de sanación conocidos, de los cuales el informe efectuó un prolijo relevamiento.

 

La herida absurda de Quirón consistió en que era un centauro inmortal, que se hirió accidentalmente con una de las flechas envenenadas que empleaba Hércules, uno de sus más grandes discípulos, las que producían una terrible y dolorosa agonía, y luego la muerte. Pero Quirón, por ser inmortal, permaneció en una terrible, dolorosa y eterna agonía. Cuenta el mito que Prometeo, conmovido por la situación de Quirón, le cedió su derecho a la muerte.

 

El principal enemigo de la medicina occidental es la muerte. Y la elección es tan desgraciada, que siempre pierde la batalla.

 

Semejante estupidez se basa en la ignorancia de que la muerte no existe. Ignora la medicina que lo único que muere es una forma que ya no sirve al propósito del alma. Ignora la medicina que la muerte es una elección del alma. Ignora la medicina que la muerte es una piadosa ley inexorable que nos garantiza que jamás quedaremos atrapados en una forma que ya no nos sirve. Ignora la medicina que las causas de las enfermedades no están en el plano físico , sino en los planos más sutiles del ser humano.

 

Todas las heridas absurdas de los humanos, particularmente de los occidentales, provienen de dos causas principales: la ignorancia de lo que somos, y de las leyes de la Vida, y el miedo a la muerte, origen de todos los otros miedos y broncas.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

La principal Ley de la Curación

 

En el libro de Alice Bailey “LA CURACIÓN ESOTÉRICA”  leemos:

 

Toda enfermedad es el resultado de la inhibición de la vida del alma. Esto es verdad para todas las formas de todos los reinos. El arte del curador consiste en liberar al alma, a fin de que su vida pueda fluir a través del conglomerado de organismos que constituyen una forma determinada.

 

Tal como la ciencia occidental ha aprendido a liberar la energía oculta en la materia, el curador debe aprender a liberar la energía inconmensurable del alma, la cual, si fuera bloqueada por la ignorancia de una personalidad que desconoce la Realidad, esa energía se manifiesta igual, pero por otros canales, como por ejemplo enfermedad en el cuerpo físico.

 

De manera que la causa de la enfermedad es un bloqueo energético en alguno de los cuerpos sutiles, preponderantemente el cuerpo emocional. Esto ya ha sido reconocido por la moderna psicología cuando habla de somatización. Somatizar es manifestar en el cuerpo físico algún desequilibrio en los planos mentales o emocionales. Freud escribió en 1905 que psicoterapia es “la curación desde el alma”.

 

El único lenguaje simbólico que nos da una idea del propósito de alma es la Astrología Científica. Por eso Hipócrates decía que para ser llamado médico, “una persona tiene que saber Astrología. Porque cualquiera puede hablar de lo que se ve. Pero un médico tiene que hablar también de lo que no se ve...” Esta parte del pensamiento hipocrático es prolijamente ocultada a los médicos que juran por él cuando son investidos con el sagrado título de curador.

 

Por otra parte, la Astrología Científica tiene su fundamento simbólico en la Mitología Griega, en la Astronomía y en la Teoría del Alma, basada a su vez en la Teoría de Einstein que nos dice que TODO ES ENERGÍA. Muchos médicos están empleando esta poderosa herramienta de autoconocimiento, de la misma manera que lo hacen los filósofos que se reciben en  La Sorbona, con tesis sobre Astrología que además son publicadas en Internet.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Un panorama del equilibrio y del desequilibrio posibles

 

 

 

UN SER HUMANO ESTA CONSTITUIDO POR

 

El alma, que actúa a través de

 

la mente

 

y las emociones, cuyas energías condicionan al

 

conjunto de centros energéticos que controlan zonas definidas

del cuerpo físico, a través de

                                                           a.  las interconexiones entre los centros

                                                           b.  el sistema nervioso

                                                           c.  el sistema endocrino

                                                           d.  la corriente sanguínea

 

 

 

El flujo energético armónico y continuo a través de los cuatro planos genera la exploración, la experimentación por medio de las relaciones en la vida, y la expresión correcta del modelo arquetípico. En tal caso, estamos en presencia de un ser SANO.

 

Los bloqueos de energía en este circuito, o el empleo de la energía en algo que resulte distinto del potencial patrón arquetípico del individuo, generan la ENFERMEDAD.

 

La nota clave de la buena salud parece ser la distribución adecuada de la energía que está a nuestra disposición.

 

El gran secreto de la vida podría ser, entonces, descubrir con la mente qué nos gusta de corazón, y hacerlo.

 

Es posible graficar el plano donde se vinculan nuestros aspectos espirituales con nuestros aspectos físicos, Este plano es el cuerpo etérico del que sabemos que termina en siete centros principales o chakras, que a su vez son la contraparte de las siete glándulas más significativas del sistema endocrino.

 

 

 

 

La dualidad esencial de un ser humano debe ser reconocida por la ciencia, y existe una gran tarea de investigación multidisciplinaria que debe realizarse antes de que seamos capaces de emprender la curación de las heridas absurdas de los humanos.

 

Las ley principal de la evolución humana es la del Libre Albedrío y la ley principal de la evolución dévica (que constituye la forma de todo lo que vemos, incluso nuestro cuerpo físico) es la de la Obediencia Automática a los pensamientos y a los deseos humanos.

 

En la aceptación teórica de estos postulados, y en la comprobación científica de los efectos resultantes, reside la esperanza del surgimiento de una medicina integral, holística, o como se la quiera llamar, que elimine las causas de la enfermedad y que no se limite sólo a hacer desaparecer los síntomas.

 

Las glándulas endocrinas son órganos cuyo conocimiento en cuanto a funciones o patología es relativamente reciente. 

 

Elaboran sustancias que son vertidas directamente en la sangre, llamadas hormonas, que tienen efectos específicos, las que llevan su acción a la totalidad del organismo.  Las glándulas integran un vasto sistema llamado endocrino que se relaciona estrechamente con el sistema nervioso vegetativo y con los órganos del metabolismo.

 

El sistema nervioso humano está constituido por tres partes claramente diferenciadas por su forma y funciones:

 

1.- SISTEMA NERVIOSO CENTRAL (encéfalo y médula espinal)

 

                        2.- SISTEMA NERVIOSO PERIFERICO (nervios y ganglios)

 

                        3.- SISTEMA NERVIOSO AUTONOMO O VEGETATIVO

 

Los dos primeros están relacionados con las funciones voluntarias y sensorias.

El sistema nervioso autónomo es el responsable del funcionamiento “automático” de órganos y sistemas, como por ejemplo el corazón, los pulmones, los órganos de la digestión y la reproducción, y su equilibrio e interrelación.

 

Los tres sistemas, sin embargo, están unidos en una zona que es el interior del cerebro, donde están alojadas las glándulas PINEAL o EPIFISIS y la PITUITARIA o HIPOFISIS, zona que constituye la sede de la conciencia o del “piloto” de nuestro complejo ser, el punto hacia donde confluyen todas las informaciones sensorias (¿y las extrasensorias?), y desde donde emanan las señales de CAMBIO DE ESTADO.

 

Por supuesto, estas señales dependen del sistema energético que en cada instante esté al comando. Si estamos dominados por las EMOCIONES (ira, enojo, miedo, deseo sexual, enamoramiento, euforia, pasión, etc.) las señales tienen una cualidad particular que todos conocemos perfectamente. Este ámbito emocional en nuestras vidas es el que con mayor frecuencia experimentamos,  lo que evidencia un fuerte vínculo energético entre los centros superiores y los inferiores. Normalmente sentimos los efectos de las emociones muy fuertes en la boca del estómago, o sentimos que el corazón “nos dio un vuelco”.

 

Si el comando es tomado por la MENTE o los pensamientos (creencias, ideologías, condicionamientos culturales, “debeísmos” varios, eventualmente alguna idea, obsesiones, etc.) las señales emitidas por este “piloto” tienen otra cualidad diferente de la de las emociones, y que cualquiera de nosotros puede identificar.

 

Contados casos en la historia de la humanidad podrían ser exponentes hipotéticamente guiados por el ALMA.

 

 

Es evidente, entonces, que todos estos sistemas están en estrecha interrelación y correlación, constituyendo en su conjunto una constelación, cuyo equilibrio se halla asegurado por su interrelación.  Dentro del sistema fisiológico corresponde a la hipófisis la dirección de las demás glándulas como la tiroides, las suprarrenales y las gónadas, sobre las que ejerce una acción estimulante, pero a su vez las glándulas estimuladas al segregar en exceso sus respectivas hormonas inhiben la producción de las hormonas de la hipófisis.  Cada una de las glándulas de secreción interna no ejerce una acción aislada sino que todas constituyen una verdadera constelación, cuyo equilibrio depende de una admirable interrelación.

 

 

Volviendo a los campos de la astrología y de la ciencia médica, precisamente el sistema de glándulas del cuerpo humano parece ser el medio por el cual se manifiesta en el plano físico el “cielo” de energías y fuerzas que constituyen al hombre y sus circunstancias, según el enfoque astrológico.

 

Al respecto, la tradición filosófica hindú puede darnos alguna idea de cómo las sutiles energías del Zodíaco logran materializarse para generar un ser humano en estado de “fluyente armonía con todo lo que existe”, que denominamos salud, o en estado de bloqueo energético que se manifiesta en el cuerpo físico como la enfermedad.

 

El límite de la ciencia médica moderna llega hasta la ubicación y la identificación de algunas de las secreciones de lo que se denominan GLANDULAS ENDOCRINAS.

 

La filosofía hindú aporta el límite del lado energético de la cosa, indicándonos que existen  en los planos sutiles del ser humano, CENTROS ENERGETICOS que tienen una ubicación precisa en el cuerpo.

 

ALBERT EINSTEIN nos permite vincular conceptualmente ambos campos del conocimiento (el material y el energético), por medio de su conocida igualdad:

 

              

                                                      E = m . c2

 

 

La materia es energía. La energía es materia.

 

Si superponemos un “mapa” del cuerpo humano con la ubicación de las GLANDULAS, con otro “mapa” del mismo cuerpo con la ubicación de los CENTROS DE ENERGIA, vemos que coinciden.

 

Ello nos permite conjeturar que las energías o cualidades que estudia la astrología son transformadas en materia en forma de hormonas en la zona donde se encuentran las glándulas, por un proceso que no conocemos pero que afecta al entero cuerpo físico por medio de la interconexión comprobada entre el sistema nervioso, la sangre y las glándulas endocrinas.

 

Si aceptamos esta “hipótesis a confirmar”, veremos con qué claridad pueden comprenderse algunos procesos de enfermedad que hoy nos apabullan por su resistencia a ser aprehendidos por los sofisticados instrumentos que usan los esforzados investigadores de la ciencia moderna.

 

El sistema endocrino puede verse como una constelación o, más precisamente, como un sistema planetario, puesto que están expresadas en él todas las energías planetarias y sus interrelaciones. Una carta natal puede considerarse como una descripción simbólica del patrón arquetípico individual de cada ser humano, en la que puede leerse con claridad tanto el potencial de expresión genial (o inmortal, como los dioses que otorgan su nombre a los planetas del Sistema Solar) de cualquier persona, como los eventuales apartamientos o bloqueos que dan lugar a los síntomas visibles que denominamos enfermedad.

 

En nuestro análisis partimos de la idea que la enfermedad es un mensaje vehiculizado por el cuerpo.  El cuerpo expresa aquello que no logra expresar conscientemente la persona de manera equilibrada.  El cuerpo canaliza -en su idioma de síntomas-,  esas cualidades en sombra.

 

 

Es interesante destacar que  la palabra síntoma, de origen griego, significa “dos cosas vinculadas, que están separadas”. Lo que podemos observar en el plano físico es sólo la parte visible de la enfermedad, el efecto visible. La otra parte, la causa, parece ser menos visible: el bloqueo energético o el uso inadecuado de la energía por el que forzamos a nuestro ser a realizar algo diferente de aquello para lo cual hemos sido diseñados.

 

 

 

La Muerte y las Endorfinas

 

En la muerte no hay dolor.

 

 

Incluimos este novedoso y apasionante aspecto del sistema endocrino en la parte dedicada a muerte porque existe una atribución de vínculo entre las endorfinas y el placer, y nuestra cultura relaciona el placer con el sexo, y también con la muerte. Por eso hablamos de “acabar”.  Como veremos no es una relación errada.

 

Las endorfinas (endogenous morphines -del griego endo : interno, de dentro, genoV : nacimiento, generación y morfeuV Dios del sueño, relacionado con él  o  morfa : forma, persona, que representa la forma), son sustancias que aparecen en el torrente sanguíneo en algunas circunstancias donde todo nuestro ser

 

                        SE ENTREGA,  DA TODO,  SIN RESISTENCIA

 

 

El orgasmo sexual es una de estas ocasiones, razón por la cual se ha denominado a las endorfinas “la hormona de la felicidad”.

 

También se le atribuyen las notables expresiones de infinita paz que reflejan los rostros de algunas personas queridas que han “pasado a mejor vida”...

 

Hay testimonios de personas que transitaron vivencias que se han dado en llamar “NDE” (NEAR DEATH EXPERIENCIES o EXPERIENCIAS CERCANAS A LA MUERTE), que se caracterizan por ausencia de dolor, incluso de desconexión sensoria, gran paz, luz, etc.

 

Sucede como si la conciencia personal cediera su atenta vigilia a un estadio donde no hay dolor, ni tiempo, ni sufrimiento alguno, y sí goce pleno.

 

Sin embargo, este estadio incluye obviamente a nuestra normal situación de vigilia, porque de lo contrario no habría memoria alguna de ello.

 

Todo lo descrito tiene relación íntima con lo que el notable psicólogo transpersonal ABRAHAM MASLOW ha bautizado con el nombre de PEAK EXPERIENCES  (EXPERIENCIAS CUMBRE), de las que han dado testimonio miles de personas que él denominó “seres autorrealizados”.

 

¿Cómo es posible que nuestras glándulas generen una sustancia química miles de veces más potente que la cocaína y la morfina, que no sólo elimina el dolor, sino que además se le atribuye responsabilidad en la creación de nuestros mejores estados de placer y de entusiasmo? Y además ¡GRATIS!.

 

Aquí se hace imprescindible recordar que ENTUSIASMO es una palabra que proviene del griego EN THEUS, que significa DIOS ADENTRO, esto es, sentirse como un dios.  Generalmente estamos entusiasmados cuando nos enamoramos de alguien (o de algo). En este estado no hay miedo, ni bronca.

 

La interna desconexión del miedo, y el aprender a conectarnos con el amor, parece ser la clave de una muy importante curación de los habitantes del planeta Tierra.

 

 

 

La muerte de la Muerte

 

 

 

Leemos en “LA CURACIÓN ESOTÉRICA”:

 

“Sabe que esta luz desciende y se concentra; sabe que desde su punto de enfoque escogido ilumina su propia esfera; sabe también que la luz asciende y deja en la oscuridad aquello que, en tiempo y espacio, ha iluminado. A este descenso y ascenso los hombres llaman vida, existencia y muerte; a esto Nosotros, que hollamos el camino iluminado, le llamamos muerte, experiencia y vida”...

 

Los dos momentos brillantes son el momento previo a la encarnación, cuando la luz descendente (trayendo vida) se enfoca con toda su intensidad alrededor del cuerpo físico y establece una relación con la luz, innata en la materia misma, que existe en cada átomo de sustancia...

El segundo momento brillante se produce a la inversa de este proceso y anuncia el período de restitución y abstracción final por parte del alma, de su propia energía intrínseca. La prisión de la carne es disuelta mediante el retiro de la luz y la vida.

 

¿Qué sucedería en cada uno de nosotros si la Ciencia lograra probar, sin lugar a dudas, que la muerte no existe? ¡Qué gran final para todos los miedos! Porque ¿a qué puede temerle un ser inmortal?

 

Todo curador debería aprender y enseñar estas cosas.


CAPÍTULO 7: La Nueva Educación

 

¿Cómo Educar a Seres Inmortales?

 

Nos dice el Maestro de Sabiduría D.K., en el libro escrito por Alice Bailey  “DISCIPULADO EN LA NUEVA ERA” Tomo I:

 

 Hermanos míos:

 

Es importante que se den cuenta que hoy está aconteciendo algo nuevo. Que está surgiendo un nuevo reino de la naturaleza, el quinto, es decir el reino de Dios en la Tierra o el reino de las almas. Éste se está precipitando en la Tierra y se está formando con quienes van siendo conscientes del grupo y pueden trabajar en formación grupal, lo cual será posible porque alcanzarán la perfección autoiniciada (aunque relativa) y se identificarán con ciertas expansiones grupales de conciencia, y también porque amarán a sus semejantes, así como en el pasado se amaron a sí mismos. Reflexionen detenidamente hermanos míos y capten, si pueden, la plena significación de esta última frase.

 

...No escribo fundamentalmente para ustedes, sino para sentar las bases del trabajo grupal que deberá hacerse en el mundo en los años venideros. Lo que expondré deberá ser leído detenidamente, porque la palabra escrita quizá contiene varios significados que pueden ser presentidos de acuerdo a la intuición – despierta o no – del aspirante.

 

Maslow nos hablaba, algunas décadas más tarde, que la conexión con la intuición puede ser enseñada. Un ser autorrealizado, que funciona en contacto consciente con su propia alma, es la materia prima del quinto reino.

 

La educación es la más sagrada de las profesiones, porque de ella depende el futuro del mundo.

 

Por primera vez en la historia, una nueva civilización basada en el amor puede crecer hasta generar las formas que sustituyan a lo viejo, en una transición ordenada, sin el caos social que caracterizó, por ejemplo, al período transcurrido entre la caída del Imperio Romano y la Civilización Occidental. Un milenio de esclavitud, señores feudales, siervos de la gleba incultos y desposeídos, sometidos por estructuras sociales inútiles, casi hasta la Revolución Francesa.

 

Esto depende de la creación que podamos llevar a buen puerto para sustituir a los sistemas educativos occidentales, cristalizados en el materialismo más profundo.

 

 

¿Cómo despertar a los uipidiles?

 

Cada uno de los seres humanos es un uipidil. Pero la gran mayoría no lo sabe. Un uipidil es todo ser único e irrepetible, poderoso como diez bombas atómicas, inmortal, divinamente inteligente (no artificialmente ni animalmente), y libre.

 

Nos encontramos con la paradoja notable que significa el hecho de que ya están escritos los libros que servirán para educar a los integrantes del quinto reino, pero no sabemos muy bien cómo despertar a todos los que aún se aferran a la esperanza de seguir dependiendo de un sistema inútil que los está expulsando impiadosamente.

 

Aunque la fuerza de los hechos es el mejor maestro que existe. Por lo menos en la Tierra, llamada la Escuelita del Dolor. El poderoso apego a lo que tenemos  nos impide ver lo que somos. Sin embargo están operando fuerzas de destrucción mucho más poderosas y mucho mejor organizadas que nuestros apegos y que nuestros deseos de venganza.

 

En medio de la caída de lo que ya no sirve, numerosos grupos están contribuyendo a despertar a los uipidiles, golpeados y desilusionados por una crisis extraordinariamente acuariana. En la Era de Acuario, cae todo lo que no está basado en el amor. Individuos fragmentados, parejas que han formado su infierno portátil, empresas esclavistas, organizaciones cristalizadas de todo tipo (iglesias, clubes de fútbol, instituciones inservibles, gobiernos putrefactos), e incluso civilizaciones gobernadas por minorías dominantes a las que sólo les interesa acumular dinero y poder.

 

La cantidad de uipidiles excluidos de sus anteriores cuevitas aparentemente seguras requiere la generación de muchos educadores que los despierten a su realidad de seres divinos, y con alegría y libertad les hagan ver que la Vida nos está liberando de las milenarias esclavitudes del dinero y del trabajo, para que encontremos nuestro lugar en los grupos que están construyendo la Nueva Civilización.

 

Es extraordinaria la necesidad de educadores despiertos que les hagan conocer a los niños y a los jóvenes su naturaleza real e innata de uipidiles...

 

¿Será ésta mi familia espiritual?

 

 

 

 

 

 

 

La Oportunidad Argentina

 

La cantidad de excluidos del sistema económico en nuestro país es equivalente a la del planeta: más del 50% de la población no tiene trabajo, ni sistema  social que lo “proteja”.

 

La extraordinaria oportunidad de la Argentina reside en la enorme magnitud de la crisis, y en la clarísima intención de los destructores internos y externos que actúan para impedir cualquier tipo de sostén del sistema corrupto que se cae a pedazos.

 

Porque la exclusión argentina es de muy alta calidad. La mayoría de los excluidos tiene una preparación mental más que adecuada para despertar captando rápidamente  las claves de su naturaleza real y del diseño de lo nuevo.

 

Esta situación no se da en ningún otro país occidental. Europa y Estados Unidos, y también Japón, que es un actor importante de la globalización capitalista,  poseen tramas sociales que realmente sirven de protección ante la acción de los destructores; no sabemos por cuánto tiempo, pero aún resisten los embates de la Plutocracia Global. Brasil está incorporando más gente de la que excluye. Uruguay y Chile sostienen un statu quo más o menos estable.

 

En cambio, nuestro país continúa expulsando diariamente cifras increíbles de uipidiles desilusionados. El poder potencial de esta situación es inconmensurable. Si bien los hombres continúan en la lucha, que es cruel y es mucha, las mujeres han emprendido con gran entusiasmo el camino de la liberación individual, que es la única revolución posible y es además la única revolución segura, porque está en línea con el Proceso Evolutivo. Es decir que está protegida y apoyada por fuerzas inconmensurablemente más poderosas, inteligentes y amorosas que las de la Plutocracia Global. Y por otra parte, no hay confrontación en el plano físico, sino que la gran lucha se da en el silencioso interior de cada hombre o de cada mujer, entre la poderosa coacción del miedo y la poderosa atracción del amor. Ésta es la Última Guerra, que se libra en lo más profundo de cada corazón humano. Los corazones endurecidos o rotos, cor-ruptos, no lograrán conectarse con el amor, y serán reencauzados por caminos más lentos. Los corazones sensibles y amorosos, que se abran al amor, generarán el quinto reino.

 

En nuestro país están generándose las formas y los modos de la Nueva Civilización del Amor. Tenemos la oportunidad de ser un faro de luz en la densa oscuridad que envuelve al planeta. Sólo tenemos que generar algunas decenas de miles de despertadores de uipidiles dormidos.

 

 

 

 

 

Probablemente nos sirvan de guía estas palabras del mismo libro citado:

 

Los hijos de los hombres son uno y yo soy uno con ellos.

Trato de amar y no odiar;

Trato de servir y no exigir servicio;

Trato de curar y no herir.

 

Que el dolor traiga la debida recompensa de luz y amor.

Que el alma controle la forma externa,

La vida y todos los acontecimientos,

Y traiga a la luz el amor

Que subyace en todo cuanto ocurre en esta época.

 

Que venga la visión y la percepción interna.

Que el porvenir quede revelado.

Que la visión interna sea demostrada.

Que cesen las divisiones externas.

Que prevalezca el amor.

Que todos los hombres amen.


CAPÍTULO 8:   La Ciencia del Alma

 

 

Los Psicólogos de la Ciencia del Alma

 

Psicología, en griego, significa literalmente lo que dice el Alma.

 

La naturaleza real del alma humana, sus relaciones con su triple mecanismo, con la Divinidad y con las otras almas, es el campo de acción de este grupo de almas que forman parte del Nuevo Grupo de Servidores del Mundo, llamado los Psicólogos de la Ciencia del Alma.

 

También sobre este  tópico tan apasionante podemos decir que está todo escrito. Por lo menos todo lo que podemos llegar a comprender en nuestro actual estadio evolutivo (y mucho más que eso).

 

Los aportes de la ciencia durante el siglo XX han sido estupendos y sumamente clarificadores acerca de la teoría del Alma.

 

A los que se interesen por la actividad de los precursores les recomendamos leer la obra de Abraham Maslow, de Karl Pribram, de Ken Wilber , y tantos otros que han sido repetidamente citados en buena parte de los libros del Proyecto “VIDA PLENA”, a cuyo Nivel 3 pertenece este libro, y en particular “TODOS SOMOS INMORTALES- Elementos para una Educación Inteligente”, libro del Nivel 1 del Proyecto “VIDA PLENA”, que trata con amplitud el tema del Alma.

 

Sin embargo, lo más profundo, elevado y completo que hemos leído continúan siendo los libros de Alice Bailey. “TRATADO SOBRE LOS SIETE RAYOS”, una obra de cinco tomos, incluye el origen, la naturaleza, las relaciones y los distintos niveles evolutivos del alma, desarrollando temas tan abstrusos (e íntimamente vinculados) como los Siete Rayos, la psicología personal y transpersonal, la astrología científica, la curación energética, la muerte y la resurrección.

 

En particular, resulta interesante, con el fin de aportar una mirada que nos permita comprender mejor estos temas, darnos cuenta de la razón por la que se habla de siete rayos (y no de seis u ocho).

 

El estudio comparado de las religiones, mitologías y creencias que se conocen, permite hacer una síntesis de la magna obra de la Creación, empleando para ello algunos conceptos comunes que podrán reconocerse en el siguiente gráfico:


 

 

 

Podemos ver el UNO  o la UNIDAD, la DUALIDAD básica Espíritu-Materia o Theos-Caos, que a su vez generan el Hijo, dando lugar a la TRINIDAD.

 

Ahora bien; matemáticamente es bien conocido que las combinaciones posibles de TRES  es igual a SIETE, según la fórmula

 

C = 23 – 1 = 8 – 1 = 7

 

Vivimos en un Universo Septenario, creado por Siete emanaciones de la Divinidad, cualquiera sea su nombre, a las que estos libros denominan los Siete Rayos.

 

Cada Rayo tiene cualidades que lo diferencian de los otros, y existe una equivalencia entre las cualidades de estos y las que la Mitología Griega atribuye a los planetas de nuestro Sistema Solar, que configuran la base simbólica de la Astrología Científica.

 

Esta descripción simplificada puede aplicarse sin mayores diferencias a casi todos los  enfoques religiosos o de conocimiento mítico o místico, con lo que parece adecuado hablar de Sabiduría Eterna, que es un cuerpo de conocimientos que fue tomando diversas formas según los momentos históricos y las diferentes culturas en las que emergió.

 

Esta es una de las maravillas que nos están ocurriendo. Todos los cuerpos de conocimiento expresan el mismo conjunto de verdades, desde sus propios puntos de vista. Está llegando el momento de la Síntesis o de la Unificación, que implica el cese de las luchas entre ciencia y religión, o entre arte y filosofía. Porque el hombre es una unidad excelsa, y también lo es Dios, y no tiene sentido ninguna fragmentación cultural que ha generado infinitas luchas a lo largo de la historia.

 

Este fértil campo de estudio y de experimentación multidisciplinaria es el ámbito apasionante de esta nieva Ciencia emergente.

 

¿Se imaginan a psicólogos freudianos, lacanianos y conductistas, departiendo amablemente con astrólogos, filósofos, artistas, mitólogos, médicos, arquitectos e ingenieros, acerca de la comprobación fehaciente de la vida después de la muerte, y de las posibles consecuencias de tal descubrimiento sobre el bienestar de la humanidad?

 

En este ámbito del nuevo conocimiento, cada persona  podría llegar a conocer las características de su configuración energética particular, a través del reconocimiento consciente de la cualidad de nuestra alma, de nuestra personalidad, de nuestra mente, de nuestro cuerpo emocional, y de nuestro cuerpo físico, con el fin de aprender a armonizar su funcionamiento y acceder con menores errores a la plenitud posible. Para ello, lo multidisciplinario es imprescindible.

 

En tal sentido, transcribimos algunos párrafos del libro citado (Tomo I, p.158/159)

 

Les pido que abandonen sus antagonismos y antipatías, odios y diferencias raciales y traten de pensar en términos de una familia, una vida y una humanidad. No pido una respuesta emocional ni devocional a este desafío. Les recuerdo que el odio y la separatividad han llevado a la humanidad a su penosa situación actual. Sin embargo, agregaría  a esta advertencia, que existe hoy en el mundo una suficiente cantidad de personas que alcanzarán la liberación, las cuales podrán producir cambios en las actitudes del género humano y en la opinión pública, siempre que se pongan a la altura, por un acto de la voluntad, de lo que ellas conocen y creen.

También los desafío a que se sacrifiquen, a consagrarse a sí mismos, a dar su tiempo y su dinero, y se interesen en difundir estas ideas entre quienes los rodean, en su medio ambiente y en el grupo al cual pertenecen, despertando así a sus compañeros de grupo. Los exhorto a que hagan un esfuerzo unido para inculcar nuevamente las ideas de hermandad y unidad. Les pido que reconozcan a quienes trabajan en todos los grupos y los ayuden. También les recomiendo que guarden silencio ante las palabras de odio y de crítica y que hablen en términos de hermandad y de relaciones grupales. Les ruego que procuren hacer de cada día un nuevo día, en el que enfrentan una nueva oportunidad. Traten de olvidar sus propios asuntos, sus pequeñas penas, preocupaciones y suspicacias, ante la urgencia de la tarea que debe realizarse, y difundan el culto de la unidad, el amor y la inofensividad.

Además, quisiera que se aparten de los grupos que tratan de destruir y atacar, no importa cuán sincero sea su móvil. Adhiéranse a los trabajadores que tienen fines constructivos, que no luchan contra otro grupo u organización, y que han eliminado de su vocabulario la palabra “anti”. Estén de parte de los que construyen silenciosa y constantemente para el nuevo orden – orden que se funda en el amor, construye bajo el impulso de la hermandad y posee la comprensión de la hermandad, basada en el conocimiento de que cada uno y todos, no importa cual sea nuestra raza, somos hijos del Padre Uno y hemos llegado a comprender que los antiguos modos de trabajar deben desaparecer y proporcionar una oportunidad a los nuevos métodos.

 

Estudio del Alma de las Naciones

 

Es interesante saber que el concepto de alma no está restringido a un aspecto de la espiritualidad humana. El enfoque más amplio de la teoría hilozoísta supone que todo lo que existe está constituido por Espíritu, Alma y Cuerpo. Hasta una roca tiene Vida. Con más razón un conglomerado de individuos como el que constituye cualquier Nación del planeta.

La estrecha relación entre la Astrología y la composición particular del conjunto energético que llamamos nación, nos permite hacer algunas especulaciones interesantes acerca del momento que vive Argentina, por medio del empleo de su Carta Natal, confeccionada para el mediodía del 9 de julio de 1816, en San Miguel de Tucumán.

 

La Luna, que representa a los habitantes o al pueblo, si bien se encuentra en la mejor ubicación, que es la base de la carta (casa IV), está en caída, por encontrarse en el Signo de Capricornio, que representaría una tendencia a la rigidez, al miedo a perder la seguridad infantil, al autoritarismo y a la autolimitación, con una marcada desconexión de los afectos, el cuidado y la protección, tanto de los niños como de los viejos.

 

Su desafío y ámbito de crecimiento lo encontramos en Acuario (casa V), que simboliza la libertad, lo nuevo, la creatividad, el abandono de la especulación y el juego, el aprendizaje para poner límites correctos a los representantes del pueblo, la asunción por el mismo pueblo de su individualidad crística. Es un gran desafío pasar de una sociedad cristalizada en lo lunar, en el dependiente instinto de supervivencia, a la expresión de los más altos valores del instinto de plenitud divina e inmortal.

 

La personalidad de la Argentina, representada por su Sol en conjunción con Venus en el signo de Cáncer en casa X, puede brillar en la realización de un gobierno exitoso que tenga en consideración el amor, la sensibilidad, y por su oposición a la Luna, en el cuidado y protección de los más débiles de la sociedad.

 

Obviamente, como país estamos aún en la Luna, aunque ya existieron atisbos de lo solar en algunos momentos de la historia. Si enfrentamos el desafío lunar, superando el miedo a perder al papá, sobre todo a estos papás violentos, traficante, usureros y traidores a la patria que supimos conseguir en las últimas décadas, para asumir el estilo propio, la libertad y brillar desde una sociedad basada en el amor, podremos:

 

1.     Desde la Luna, cuidar a todos los argentinos y extranjeros que vivan en nuestro país, en un marco de organización, responsabilidad y respeto por la individualidad de cada uno.

2.     Desde lo solar, irradiar hacia el planeta construyendo un país iluminado, en el cual resulte posible vivir y crecer con plenitud.

3.     Desde el Ascendente en Libra, que indica el propósito del alma de la nación, dejaremos de copiar modelos externos y de depender en demasía del deseo de los otros, para pasar a ser un país que da testimonio de que las correctas relaciones humanas son posibles a través de la justicia, la abundancia, la integración del propio deseo, y la acción valiente conectada con el corazón (Marte en Leo en casa XI).

 

 

 

Una Visión Actual a través de los Dioses del Cambio:

URANO, NEPTUNO Y PLUTÓN

 

Argentina tiene ante sí una gran oportunidad histórica.

 

Por un lado, desde hace unos años, el Gran Transformador (Plutón) moviliza el eje de los recursos. Transita por la casa de los recursos generados con el esfuerzo nacional, oponiéndose a los recursos que provienen del exterior, indicando que no se puede seguir esperando ni generando deudas externas, que sólo incrementan las pérdidas y los conflictos y litigios internacionales.

 

Este tránsito indicaría también la necesidad de asumir como valor el propio poder y la propia creatividad, rescatando la grandeza de las utopías y abandonando la ilusión de que sólo se sale con ayuda externa. Plutón, en tránsito por la casa II (los valores), exige el reconocimiento de la Libertad, la Individualidad, la Integridad, la Alegría (Urano Natal en Sagitario), y también que reconozcamos la verdadera naturaleza dinero, que es espiritual, y la necesidad de su empleo al servicio de la humanidad (Neptuno Natal en Sagitario).

 

Simultáneamente, Urano y Neptuno en tránsito por el signo de Acuario, plantean a nuestro país el crecimiento en el eje de la individualización espiritual más elevada. Desde la casa V acentúan la oportunidad para superar los límites autoimpuestos, la tendencia a la especulación y liberarnos de las organizaciones caducas (Saturno Natal en Acuario en Casa V), para alcanzar una acción decidida, libre y grupal (Marte en Leo en Casa XI).

 

Urano en Tránsito por Acuario en la Casa V simboliza la posibilidad de manifestar una identidad espiritual nacional única e irrepetible, fulminando todo lo que se oponga a esta libertad, y generando la oportunidad de crear lo nuevo.

 

Neptuno en Acuario entrando en estos momentos en la misma Casa, representa la capacidad de alcanzar dicha identidad por medio de los valores espirituales. El Amor desapegado, la percepción de la propia divinidad nacional, diluyendo las costras anquilosadas del materialismo vigente.

 

En síntesis, los planetas transpersonales, en este ciclo vital, remarcan la necesidad de que Argentina asuma sus propios recursos (Casa II)  y su propia individualidad (Casa V), como único camino posible hacia una integración inteligente con el resto de las naciones del planeta.

 

 

¿Podremos hacerlo, o pasará la oportunidad?

 

 

 


CAPÍTULO 9:  El Nuevo Materialismo

 

Los Trabajadores del Campo de la Creatividad

 

Leemos en el libro “TRATADO SOBRE MAGIA BLANCA” de Alice Bailey:

 

El tema a tratar será la Magia del Alma, y el pensamiento clave de todo lo que pueda aparecer en este libro, lo hallarán en las palabras del Bhagavad Gita:

 

         “Aunque soy el que no ha nacido, el alma que no muere; aunque soy el Señor de los Seres; no obstante, como señor de mi naturaleza, me manifiesto por medio del poder mágico del Alma”.- B.G., IV.6

 

... En este libro me propongo hacer cuatro cosas y atraer tres tipos de personas. Referente a la enseñanza, se basa en cuatro postulados fundamentales que intentan:

 

1.     Enseñar las leyes de la psicología espiritual como distintas de las de la psicología mental y emocional.

2.     Aclarar la naturaleza del alma humana y sus relaciones con el sistema y el cosmos.

3.     Demostrar las relaciones entre el yo y las envolturas que ese yo puede utilizar, y así aclarar el pensar general respecto a la constitución del hombre.

4.     Elucidar el problema de los poderes supranormales y dar las reglas para su desarrollo útil y sin peligro.

 

Nos hallamos al final de un gran período de transición, y los reinos más sutiles de la vida nunca estuvieron tan cercanos; los fenómenos inusitados y los acontecimientos inexplicables son ahora más comunes que en épocas anteriores, y lo telepático, lo psíquico y lo peculiar atraen la atención de los escépticos, de los científicos y de quienes estudian religión. Generalmente se buscan razones para explicar la aparición de lo fenoménico, y se forman asociaciones para su investigación y demostración. Además, muchas personas se desvían del camino en el afán de promover en sí mismas condiciones psíquicas y factores que producen energía y dan origen a la manifestación de peculiares poderes. Este libro tratará de adaptar la información suministrada al esquema de vida tal como lo reconocemos hoy, y demostrar cuán básicamente natural y verídico es todo aquello que se califica de misterioso. Todas las cosas están sujetas a la ley, y las leyes deben ser explicadas, ahora que el hombre ha llegado a una etapa de desarrollo en que puede apreciar más exactamente su belleza y realidad.

 

Tres tipos de personas responderán a la enseñanza de este libro, y son:

 

1.     Esos investigadores de mente abierta, dispuestos a aceptar los fundamentos como hipótesis aplicables, hasta demostrar que son erróneas. Serán francamente agnósticos, pero, en su búsqueda de la verdad, deben estar dispuestos temporariamente a ensayar los métodos y seguir las sugerencias presentadas a consideración.

2.     Los aspirantes y discípulos estudiarán este tratado a fin de comprenderse mejor a sí mismos para poder ayudar al prójimo. No aceptarán ciegamente sus dictámenes, sino que experimentarán, comprobarán y corroborarán cuidadosamente las etapas y pasos expuestos aquí en esta sección de las enseñanzas de la Sabiduría Eterna.

3.     Los iniciados arribarán a un significado que no será evidente para los del primer grupo, y sólo sospechado por los miembros más avanzados del segundo.

 

Este libro se ocupará del desarrollo y desenvolvimiento humanos y elucidará las causas responsables de los efectos actuales, señalando el futuro y sus posibilidades y la naturaleza de las potencialidades en desarrollo.

 

El Nuevo Materialismo, que surgirá del trabajo del Nuevo Grupo de Servidores del Mundo que se dediquen al ámbito de la Creatividad, tiene que ver con las potencialidades emergentes del empleo sabio y amoroso del poder del pensamiento y del poder de la voz y del sonido.

 

 “Y al principio fue el Verbo. Y el Verbo dijo ‘Hágase la Luz’, y la Luz de hizo...”

 

Sabemos también que la energía sigue al pensamiento.

 

Curar a los ciegos y a los enfermos, transformar el agua en vino, multiplicar los panes y los peces, hacer sin esfuerzo físico alguno las estatuas de la Isla de Pascua, construir la muralla de Tebas al son de una lira, resucitar a los muertos, transportar sin combustible fósil, generar energía de la nada, contribuir al perfeccionamiento de las plantas y de los animales, comunicarnos sin teléfonos “privados” ni máquinas complicadas, son algunos de los milagros que los magos blancos podrán realizar para beneficio de la humanidad.

 

 

 

 

Los Magos Blancos y los Magos Negros

 

Mago blanco es aquel que está en contacto con su alma.

 

Los que llegan sólo al nivel material, emocional y mental son magos negros. Muy poderosos, pero desprecian los inconmensurables poderes del alma. Del amor, ni hablar.

 

Entre estos dos tipos de trabajadores en el campo de la Creatividad se libra la batalla entre lo viejo y lo nuevo.

 

Cada uno tiene la posibilidad de funcionar como un Destructor, o como un Constructor.

 

Si uno elige la Luz, debería rogar que ninguno de los Hermanos Oscuros se resfríe, porque alguien tendrá que reemplazarlo. Hay que aprender a amar a los Destructores. Aprender a amar a Menem, a Cavallo, a Bush y a Bin Laden.

 

No es tarea fácil, pero posible y necesaria, si uno está conectado con la inofensividad y con la seguridad de que el Plan consiste en destruir los odres viejos, para que podamos construir los odres nuevos y poner en ellos el Vino Nuevo.

 

Cuando aparece la corrupción, es que algo que no sirve está muriendo. En un cuerpo físico aparecen los gusanos, que también son divinos, y tienen la sagrada misión de llevar la forma inservible a un estado adecuado de reciclado, para que otra alma pueda realizar su nueva experiencia Creativa. En otro cuerpo humano, en otra pareja, en otra empresa, en otra nación o en otra civilización. Hasta que aprendamos la magia de la expresión perfecta del Espíritu en lo más denso de la Materia.

 

Como el Cristo Resucitado, cuya más grande tarea Creativa consistió en aprender a construir un cuerpo eterno de Luz, y nos dijo “Haréis cosas más grandes que las que Yo Hice”

 

Si alguien quisiera optar por la alternativa luminosa, las condiciones (como no podía ser de otro modo) son muy claras:

 

Surgen de todos los grupos, iglesias y partidos y, en consecuencia serán verdaderamente representativos. No lo hacen por el impulso de la propia ambición o el ardid del orgullo, sino mediante el altruismo mismo de su servicio. Encuentran su camino hacia la cumbre en todos los campos del saber humano, no por la vociferación de sus propias ideas,  descubrimientos y teorías, sino por ser tan incluyentes en sus perspectivas y tan amplios en su interpretación de la verdad, que ven la mano de Dios en todos los acontecimientos. Ven su impronta en todas las formas y Su nota resuena por todos los canales de comunicación entre la realidad subjetiva y la forma externa objetiva. Pertenecen a todas las razas y hablan todos los idiomas, abrazan todas las religiones, todas las ciencias y todas las filosofías. Sus características son: síntesis, inclusividad, intelectualidad y un excelente desarrollo mental. No profesan ningún credo, salvo el de la Hermandad, basado en la Vida una. No reconocen autoridad alguna, excepto la de sus propias almas, ni ningún Maestro, excepto al grupo que tratan de servir, y a la humanidad, a la cual aman profundamente. No erigen barreras a su alrededor, sino que los rige una amplia tolerancia, una mentalidad sana y un sentido de proporción. Contemplan al mundo de los hombres con los ojos bien abiertos y reconocen a quienes pueden elevar y, como lo hacen los Grandes Seres, elevan, enseñan y ayuda. Reconocen también a sus superiores y a sus iguales, y se reconocen entre sí cuando se encuentran y trabajan juntos en la tarea de salvar a la humanidad. No importa si difiere su terminología, si varía la interpretación de los símbolos y escrituras o hablan mucho o poco. Ven a los miembros de su grupo en todos los campos – político, científico, religioso y económico -, les dan la señal de su reconocimiento, tendiéndoles la mano de hermano. Reconocen también a Quienes se hallan más avanzados que ellos en la etapa de la evolución y los denominan Instructores, tratando de aprender de Ellos lo que desean impartir ansiosamente.

 

 

 

Algunos Consejos para los Aprendices de Magos

 

 

Podría aquí ser útil aquí expresar con sencillez los requisitos necesarios para manifestar un propósito espiritual, individual o grupal. Éstos podrían resumirse en tres palabras:

 

1.     Poder

2.     Desapego

3.     No criticar

 

Poder: El Maestro de Maestros ha dicho “Si tu ojo es bueno, todo tu cuerpo estará lleno de luz” ... Los impedimentos son legión, pues los obstáculos son innumerables ... ¿Qué  puede hacerse entonces? : persistir. El fracaso jamás impide el éxito. Las dificultades desarrollan la fortaleza del alma. El secreto del éxito es mantenerse siempre firma e impersonal.

 

 Desapego: El desapego mental capacita al pensador para morar siempre en un lugar elevado y secreto, y desde ese centro de paz llevar a cabo con calma y poder, el trabajo que se ha propuesto. Trabaja en el mundo de los hombres, ama, consuela y sirve; no presta atención a la simpatía y antipatía personales, ni a prejuicios ni apegos; se mantiene firme como una roca y como una mano tendida en la oscuridad, para todos aquellos con quienes entra en contacto.

 

No criticar: Crítica es análisis y en consecuencia separatividad. La crítica es una facultad de la mente inferior, por lo tanto tiende a dañar y herir, y ningún hombre puede seguir en el camino mientras daña y causa dolor a sabiendas. ...Si los trabajadores practicaran el desapego sabiendo que la Ley actúa, que el propósito de Dios debe llegar a una conclusión final, y si aprendieran a no criticar jamás en palabra ni en pensamiento, la salvación del mundo debería proceder aceleradamente y sería anunciada la nueva era de amor e iluminación.

 

 


CAPÍTULO 10: La Religión Naciente

 

 

Los teólogos se han esforzado sinceramente en defender frases que creían la única y correcta formulación de la idea divina, quedando Cristo olvidado tras esas palabras; los eclesiásticos se abocaron con todo su esfuerzo y capacidad a la tarea de reunir fondos para la construcción de edificios, mientras que los Hijos de Dios de todas partes, desnudos y hambrientos, perdieron así su fe en el amor divino.

Del libro “LA REAPARICIÓN DE CRISTO”, pág. 123

 

 

 

La Caída de la Civilización Occidental y el Nacimiento de una Nueva Religión

 

El Cristo mismo leyó la Gran Invocación en su entorno de Grandes Seres en 1945, inaugurando así el Nacimiento de la Nueva Civilización del Amor.

 

Quedaba así la humanidad en posesión de los más grandes poderes que jamás estuvieron a disposición de sociedad alguna: el enorme poder luminoso oculto en la materia, profetizado por Einstein en 1905 y demostrado por la Bomba Atómica en el mismo año de 1945, y la clave para acceder a los inconmensurables poderes del Espíritu, por medio de la plegaria universal que denominamos  la Gran Invocación.

 

Hacia 1970, Arnold Toynbee nos da las claves para comprender las pautas del Proceso Evolutivo de un modo científico, en su magna obra “ESTUDIO DE LA HISTORIA”, planteando la función de las civilizaciones como los individuos de la historia, que como nosotros, nacen, crecen, se desarrollan y mueren, formando parte de un proceso evolutivo que nos conduce hacia la expresión del quinto reino en la Tierra a través de sucesivos intentos de experimentación perfeccionadora.

 

Este libro nos informa que estamos transcurriendo la globalización número 21, acontecimiento que precedió sistemáticamente a la muerte de la civilización involucrada. Con esta genial penetración mental en la Realidad de la Historia del Hombre, nos estaba anunciando lo que hoy estamos viviendo: la destrucción por la Vida de los odres viejos.

 

También nos hizo conocer Toynbee las características del apogeo de las civilizaciones, que siempre han precedido a su muerte: la exclusión del sistema político y económico de grandes masas de población, los magnicidios que aparecieron como indicio de la total indiferencia de la “minoría dominante” respecto de la opinión popular, como los de Julio César antes de la caída del Imperio Romano (44 años antes de la Primera aparición de Cristo), John Kennedy y el Papa Juan Pablo I (algunos años? Antes de la Tercera reaparición de Cristo), y la última y trascendental característica que señalara Toynbee: la creación de  una nueva religión, que siempre compendió los valores surgidos en los pueblos como contrapartida a los antivalores sostenidos por la minoría dominante en todas las anteriores civilizaciones, 20 en total, que constituyeron una notable etapa del Proceso Evolutivo.

 

Como si esto no bastara para comprender los trascendentes momentos históricos que vive la humanidad, el actual Papa Juan Pablo II, declaró oficialmente, en su carácter de máxima autoridad religiosa del planeta, que debemos esperar el advenimiento de Cristo.

 

Cristo vuelve para finalizar su obra inaugurada hace 2002 años, inconclusa e incomprendida aún por quienes detentaron la alta responsabilidad de materializar en la Tierra las dos grandes ideas que nos dejó en esos momentos:

 

         -Todos los hombres somos seres divinos, hijos del mismo Padre.

 

         -El método para manifestar esa divinidad es al amor

 

Esta “Ópera Aperta” del Cristo será completada en estas épocas.

 

Hoy las personas de todas partes están en condiciones de recibir la luz; esperan una nueva revelación y una nueva dispensación; tanto ha avanzado la humanidad en el sendero de evolución que estas demandas y expectativas ya no están únicamente revestidas en términos de mejoramiento material, sino en términos de visión espiritual, valores verdaderos y correctas relaciones humanas. Piden enseñanza y ayuda espiritual, conjuntamente con el alimento necesario, ropa y oportunidad de trabajar y vivir en libertad; enfrentan el hambre en grandes zonas del mundo y, con igual congoja, experimentan también el hambre del alma.

 

...Cristo traerá luz, y por sobre todas las cosas, traerá “vida más abundante”, pero hasta que ello no se produzca no sabemos qué significa; no podemos darnos cuenta lo que implicará esta revelación ni las nuevas perspectivas que se abrirán ante nosotros. Por su intermedio, la Luz y la Vida están en camino de ser interpretadas y aplicadas en términos de buena voluntad y de correctas relaciones humana. Con este fin se está preparando la Jerarquía espiritual. Esta vez Cristo no sólo lo hará con sus colaboradores. Su experiencia y la de Ellos será contraria a la anterior, pues todos los ojos Lo verán, todos los oídos Lo oirán y todas las mentes Lo juzgarán.

 

...El Hijo de Dios está en camino y no viene solo. Su avanzada ya se acerca y el Plan que debe cumplir ya está trazado y aclarado. Que el reconocimiento sea el objetivo.

 

 

 

Los pasos previos que deben darse

 

...la humanidad sufre hambre; no posee la cultura necesaria; su educación está basada en los falsos valores y en el erróneo empleo del dinero. Hasta que estas tres cosas no estén en proceso de ser corregidas no será posible el retorno de Cristo.

 

...Una de las lecciones que hoy debe aprender la humanidad es saber que muy pocas cosas materiales son realmente necesarias para la vida y felicidad. La lección no ha sido todavía aprendida. Sin embargo, constituye esencialmente uno de los valores que surgirá de este período de espantosas privaciones por las que están pasando diariamente los hombres.

 

...tengamos presentes tres cosas:

Primera: Que la gran herejía de la separatividad es el único pecado condenable.

 

Segunda:  Que todo aspirante a la luz y al conocimiento ha de guardarse del peligro de estancamiento, de la excesiva adherencia a la forma de la verdad que más le atraiga, y de la Tendencia (presente en todos nosotros) de convertirnos en teólogos, lo cual, después de todo, no es más que devoción mal aplicada a una causa, a un instructor o a una forma de verdad. Tengamos cuidado de no elaborar biblias, infalibilidades papales o adorados maestros.

 

Tercera: Que el que sabe ha de cooperar con todos los grupos de pensadores, que ayudad a los otros a ver la luz; aunque los métodos, la técnica, los dogmas y las terminologías no sean las que él emplea.

 

Surge de ello que en todo camino que emprendamos como trabajadores en este importante ámbito de la nueva religión, las claves a tener en cuenta son pocas pero fundamentales:

 

                                               Inclusividad,

                                               Alegría,

                                               Libertad.

 

Los caminos hacia Dios son infinitos, únicos e irrepetibles como nosotros, y hay que transitarlos con dosis equilibradas de sabiduría y de amor.

 

Como corresponde, el reconocimiento de la divinidad humana y de estos notables momentos de la humanidad, requieren rituales nuevos que ya han sido diseñados, y que toman la forma de Festivales, por medio de los cuales Buda y Cristo han dispuesto trabajar mancomunados con sus magníficas energías al alcance de todos los participantes sensibles. Así tienen lugar los festivales de las lunas llenas de Aries, Tauro y Géminis, dedicadas a la Pascua de Resurrección, al Buda y al Cristo, respectivamente, en las que los contactos espirituales son facilitados.

 

 

Cristo en nosotros, esperanza es de Gloria

 

...Sólo a medida que el discípulo esté dispuesto a abandonarlo todo para servir a los Grandes Seres, sin reserva alguna, alcanza la liberación, y el cuerpo de deseos se trasmuta en el de la intuición superior. Servir perfectamente cada día, sin pensar ni calcular para el futuro, lleva al hombre al estado del perfecto Servidor. ¿Puedo sugerir una cosa? Toda preocupación y ansiedad tiene por base principal un móvil egoísta. Temen sufrir más, se acobardan al pensar que tendrán otras experiencias penosas. La meta no se alcanza de esta manera, sino que se llega por el sendero de la renunciación. Quizás signifique renunciar a los placeres de la buena reputación, a los amigos, o a todo lo que el corazón se aferra. Digo quizás, no que sea así. Sólo trato de indicarles que si ese es el camino por el cual tienen que llegar a la meta, entonces es el camino perfecto para ustedes.. Todo lo que lleve rápidamente a Su Presencia, a Sus Pies de Loto, debe ser deseado por ustedes y ansiosamente bienvenido.

 

Por lo tanto, cultiven diariamente el supremo deseo de buscar sólo la aprobación de su Guía e Instructor interno y la respuesta del alma a la buena acción desapasionadamente ejecutada.

 

Si la aflicción los abruma, sonrían ante ella; terminará en una fecunda recompensa y recuperarán todo lo perdido. Si son objeto de burla y desprecio, sonrían también, sólo deben esperar la aprobación del Maestro. Si las lenguas embusteras se desatan, no teman, sigan adelante. La mentira es una cosa de la Tierra y puede ser trascendida como algo demasiado vil para ocuparse de ella. La meta del discípulo es alcanzar visión, deseo puro, propósito consagrado y oídos sordos a todos los ruidos de la Tierra. Nada más diré; sólo quisiera que no disiparán inútilmente la fuerza en infructuosas imaginaciones, en febriles especulaciones y en ansiosas expectativas. “CARTAS SOBRE MEDITACIÓN OCULTISTA” A.A.B.,pág.44/45.

 

 

Trabajar en este Grupo requiere gran valentía, sensibilidad y dedicación. Pero son evidentes la utilidad individual y el enorme Servicio a la Humanidad que pueden emanar de esta experiencia vital.

 


CAPÍTULO 11: Los Políticos del Bien Nacional y Planetario

 

Los Peligros y las Oportunidades en el ámbito político

 

El grupo de los Organizadores Políticos del Bien Nacional y Planetario podrá actuar según los resultados preliminares del Grupo de Educadores. Existe a disposición de la humanidad una fuerza salvadora que debe ser correctamente empleada para implantar la idea del Mayor Bien para el mayor Número.

 

A las Naciones Unidas les corresponde proteger esta energía liberada, para que no sea mal empleada ni prostituida para fines egoístas y propósitos puramente materiales. Su correcto empleo puede abolir la indigencia y traer bienestar civilizado (y no lujo inútil) a quienes habitan el planeta; su expresión en las formas del correcto vivir, si están motivadas por rectas relaciones humanas, producirá belleza, calor, color y la eliminación de la enfermedad existente; el abandono, por el género humano, de todas las actividades que involucran vivir o trabajar bajo tierra, lo cual dará fin a toda esclavitud humana, a toda necesidad de trabajar o luchar por posesiones y cosas, y hará posible una condición de vida que dará al hombre libertad para alcanzar los objetivos superiores del espíritu. También evitará la necesidad de dedicar la vida únicamente a satisfacer las necesidades primordiales o para que las personas ricas o privilegiadas tengan demasiado, mientras otras nada posean. Los hombres de todas partes se habrán liberado, alcanzando un modo de vida que les proporcionará la ocasión y el tiempo para seguir objetivos espirituales, realizar una vida cultural más plena y alcanzar una perspectiva mental más amplia.

Pero, hermanos míos, los hombres lucharán para impedirlo; los grupos reaccionarios de todos los países no reconocerán la necesidad ni desearán este nuevo orden mundial que la liberación de la energía cósmica (aún en esta ínfima escala inicial) hará posible; los intereses creados, los grandes cárteles, los fondos y monopolios, que controlaron durante las últimas décadas que precedieron a la guerra mundial, movilizarán sus recursos y lucharán a muerte por impedir la extinción de sus fuentes de enriquecimiento; tampoco permitirán, mientras puedan evitarlo, transferir el control de este poder ilimitado a manos de las masas a quienes les pertenece por derecho. Los intereses egoístas, entre los grandes accionistas, las firmas bancarias y las acaudaladas iglesias organizadas, se pondrán al cambio, excepto en lo que pueda beneficiarlos y traerles más ganancias a sus arcas. Del libro”LA EXTERIORIZACIÓN DE LA JERARQUÍA”, pags. 412/413.

 

Este libro fue publicado  por primera vez en 1957, pero su lectura describe con precisión los actos de la Plutocracia Global, particularmente en la Argentina de principios de Tercer Milenio. Veamos con algún detalle de qué modos  se ha previsto el desarrollo de las ideas que conducirán  a este Grupo hacia la concreción de los ideales.

 

 

La Nueva Educación y la Nueva Religión son la esperanza del mundo

 

En las primeras etapas, la tarea de preparación es ardua y difícil. Las cosas serán relativamente fáciles luego, cuando los Seres Espiritualmente avanzados hallen el momento propicio para aparecer. Mientras tanto los trabajadores mundiales deben aceptar al mundo tal como es en este momento, y lenta y laboriosamente introducir las nuevas ideas; incitar a que se empleen mejores métodos de relaciones humanas; ayudar a disipar los corolarios de las guerras; mantener ante la humanidad ofuscada la nueva visión de esperanza e iluminación espiritual; contrarrestar los proyectos de los políticos y eclesiásticos reaccionarios y conservadores, y enseñar a la juventud de la época los nuevos métodos de vivir, indicándoles los mejores valores y trayendo así lenta y gradualmente el nuevo orden.

 

...las técnicas egoístas y competitivas terminarán, y las ciencias de la colaboración, de las rectas relaciones humanas y del correcto ajuste a la vida, por medio de la meditación y la correcta visión, reemplazarán a los viejos métodos de estudio; esto no perjudicará la adquisición del conocimiento académico ni de la correcta comprensión de la verdad espiritual. La visión será diferente y las metas de un orden superior, pero lo mejor que ahora se enseña en las líneas del arte, de la religión y de la ciencia, seguirá estando disponible; sin embargo, será presentado con mayor iluminación y mejor énfasis. Satisfará las necesidades del pueblo.

 

Las iglesias, que se encaminan hoy hacia el fracaso y carecen de visión, oportuna e inevitablemente se destruirán contra las rocas de la autoridad, de la que se ha abusado injustificadamente; sin embrago, del naufragio surgirán esos eclesiásticos verdaderos y espiritualmente iluminados que, con visión y sólido conocimiento, libres de dogmatismo y rechazando la autoridad eclesiástica, desarrollarán la nueva religión mundial.

 

.. la familia de naciones permanecerá unida para expresar ciertos valores básicos. Fundamentalmente, son tres:

1.     La libertad del individuo:. Estas libertades fueron expresadas con las palabras de un gran discípulo de primer rayo, Franklin D. Roosevelt. Nota: ver al fin de esta sección el Manifiesto por la Vida de los Jóvenes del MERCOSUR, aprobado en el recinto del Honorable Senado de la Nación en el año 2001.

2.     Correcta interacción internacional, que requerirá finalmente la abolición de la guerra.

3.     Regímenes políticos limpios, libres de sobornos, de ambiciones egoístas y de sucias maquinaciones políticas.

 

Firmemente aparecen en la juventud los elementos que nos indican hoy que estas tres ideas han logrado afianzarse en las mentes y en los corazones de la juventud del MERCOSUR. Veamos a continuación el texto completo del Manifiesto por la Vida, generado en el año 2001 en Argentina.

“mil milenios de paz”
Manifiesto POR LA VIDA de los Jóvenes del MERCOSUR

 

 

Nosotros, jóvenes representantes de Argentina, Bolivia, Brasil, Chile, Paraguay y Uruguay, reunidos en Asamblea Parlamentaria el 24 de setiembre de 2001 en el Histórico Recinto de la Cámara de Senadores de la República Argentina, convocados por este Acontecimiento de “MIL MILENIOS DE PAZ” realizado en conmemoración del Año Internacional del Voluntariado declarado por Naciones Unidas, luego de manifestar nuestras opiniones, ejercer el consenso y decidir por votación democrática, declaramos:

 

 

Para promover, generar y concretar la dignidad humana en una cultura de la paz es necesario reconocer la posibilidad, asumir y practicar en nuestra vida individual cotidiana, y en nuestras relaciones familiares, de amistad, laborales, deportivas, educativas, políticas, nacionales,  internacionales y mundiales, los grados de libertad cuya síntesis se detalla a continuación:

 

Liberarnos del miedo y de la necesidad – que traducido en términos mundiales  significa generar convenios económicos y financieros que aseguren a cada nación una vida saludable y pacífica para todos sus habitantes – en todas partes del mundo, para lo cual proponemos:

 

-          Que en las transacciones financieras se tomen en cuenta los valores como la honestidad, la generosidad y la libertad de los miembros acordantes, para que no sean ultrajados ni los derechos ni la dignidad de los pueblos. Para esto debemos sustentar las bases de los políticos (que en un futuro podemos ser nosotros mismos) en la educación, que debe tener como principal objetivo la expresión de los tres valores ya mencionados.

 

-          Que los países con deuda externa puedan replantearla y pagarla con intereses mínimos, sin ocasionar más perjuicios a sus habitantes, de modo que puedan emplear al máximo sus recursos para generar nuevas fuentes de trabajo, favoreciendo el intercambio económico para sacar adecuado provecho de sus exportaciones.

 

-          Que se cree un organismo internacional integrado por los representantes de todos los países cuya función sea equilibrar el intercambio de productos para garantizar una vida digna a los habitantes de las naciones menos desarrolladas y que no se formen grandes imperios que abusen de su poder.

-          Que se fortalezca la justicia de cada nación para que se respeten las leyes, a fin de que no exista corrupción y para que los delincuentes sean castigados, de modo que sea posible vivir en comunidad.

 

-          Que cada individuo pueda tener una vida más saludable y pacífica, equilibrando sentimientos como el miedo y el amor.

 

 

 

 

 

 

 

-           

 

Liberarnos del temor – que traducido en términos mundiales significa reducir globalmente los armamentos en tal grado y en forma tan completa, que ninguna nación pueda cometer un acto de agresión física contra algún vecino – en ninguna parte del mundo, para lo cual proponemos:

 

-          Aceptar la idea de que todos los pueblos son iguales, porque lo son. Si comenzamos una guerra, la humanidad entera sufre, y a ella también pertenecen los que crean los conflictos.

 

-          Crear asociaciones, talleres y organizaciones para difundir la paz en todos los lugares del mundo, y así concientizar a las personas, para transformarlo día a día en un lugar donde sea posible vivir en armonía.

 

-          Despertar nuestra conciencia a la realidad de la igualdad entre los hombres, erradicando el egoísta deseo de prevalencia, para lograr fraternidad entre las naciones.

 

-          Enfrentar nuestros temores y aprender a amar al prójimo. Luego, a partir de esta base, dar a conocer al mundo las consecuencias que trae aparejadas la violencia; y así lograr paulatinamente una sociedad armónica donde reinen la paz, el amor y la alegría.

 

-          Fomentar y comunicar a través de talleres educativos en las instituciones, desde el nivel inicial, el conocimiento de los valores que constituyen a cada persona, de manera que cada uno aprenda a respetar los valores propios y los de los demás, construyendo así una civilización basada en el amor.

 

 

 

 

 

Libertad para desarrollar el potencial individual y social de cada persona – considerada como un ser humano único e irrepetible , respetando también la integridad y la belleza de los demás reinos de la naturaleza – en todas partes del mundo, para lo cual proponemos:

 

-          Que cada individuo se reconozca poseedor de virtudes y defectos que lo distinguen; de cualidades únicas que pueden y han de ser desarrolladas para el óptimo florecimiento de la sociedad humana.

 

-          Que cada persona emplee a fondo sus cualidades y capacidades, y aprenda de sus defectos, para generar y tomar conciencia de la importancia que tiene preservar y aprovechar correctamente los recursos naturales y el medio ambiente.

 

-          Que cada individuo proceda de acuerdo a sus derechos y deberes para actuar en libertad, siendo al mismo tiempo plenamente consciente de los límites de ésta.

 

-          Que desde el nivel inicial a través de la educación se concientice  a los niños hacia el respeto por los valores y derechos humanos, y libertades individuales, sin tergiversarlas.

 

 

 

 

 

Libertad de cada persona para manifestar sus creencias y sus cultos - en todas partes del mundo – para lo cual proponemos:

 

-          Valorarse a uno mismo como individuo, así podremos valorar al prójimo, respetando y tolerando otras ideas, abriéndonos a otros mundos, que muchas veces nos pueden enseñar cosas valiosas. Que esta actitud sirva como modelo de vida constructivo para todos.  

-          Que cada individuo tenga derecho a ser fiel a sus creencias, sin sentirse avergonzado por los modos que emplea. Si cada uno se sintiera seguro y bien por lo que hace, no debería dudar ni sentirse mal por ello, siempre y cuando respete a los demás.

 

-          Convertir el amor y el respeto a Dios en amor y respeto al prójimo.

 

-          No utilizar a Dios o a las creencias como fundamento del terrorismo, fanatismo o cualquier tipo de atentados que puedan dañar la integridad de las personas.

 

-          Que se respete la dignidad individual dejando de lado los prejuicios sociales.

 

 

 

 

 

Libertad de  palabra  y expresión - en todas partes del mundo

 

La libertad es un estado de las personas, en el cual no existe la necesidad de poner barreras o límites que perjudiquen o dañen al otro. Dicho estado existe en uno mismo. TODOS SOMOS LIBRES. Si no existiesen las barreras que nos imponemos nosotros mismos, llegaríamos a la libertad que nos hace seres verdaderamente auténticos. Esto implica comenzar por uno mismo para luego, eventualmente, cambiar el mundo. Por ello proponemos:

 

-          Aprender a expresarse desde la esencia de uno mismo y aprender a escuchar al otro.

 

-          Tener en cuenta el respeto mutuo en la comunicación.

 

-          Hacer silencio; sólo así escuchamos al otro.

 

-          Intentar que lo que se siente sea lo mismo que lo que se piensa y lo que se hace.

 

 

 

 

El presente “MANIFIESTO POR LA VIDA” ha sido generado por los Jóvenes del Mercosur durante las Jornadas del II Congreso del Mercosur por una Cultura de Paz organizado por “mil milenios de paz”, y aprobado en Asamblea Parlamentaria en el Histórico Recinto del Senado de la Nación Argentina el 24 de setiembre de 2001, por 72 jóvenes que ejercieron durante algunas horas la alta función de legislar para la paz y la libertad de los pueblos del mundo. Trabajaron en la confección del documento más de 100 jóvenes que además fueron capacitados como Futuros Líderes POR LA VIDA.

 

Contribuyeron a la realización de los encuentros una notable lista de Instituciones de los ámbitos legislativo, educativo, político, empresario, no gubernamental y personal de los países del Mercosur, a quienes los organizadores agradecen de corazón.

 

 

El II Congreso, al igual que el primero, realizado en el año 2000, en el que se generó el “Manifiesto POR LA PAZ de los Jóvenes del Mercosur”, han sido llevados a cabo con presupuesto dinerario nulo, como demostración palpable de la abundancia de recursos valiosos en nuestros países, y de las posibilidades creativas intactas que están ampliamente disponibles para generar una nueva sociedad apta para niños.

 

 

 

 

Con estos resultados, que indican lo acertado de las previsiones y enfoques del Plan en el ámbito de la política, resulta alentador, a pesar de las actuales apariencias de corrupción y de desesperanza, ponernos  a trabajar con ahínco en este fértil campo. Los Organizadores Políticos del Bien Nacional y Planetario tienen una ardua y extraordinaria tarea por delante.

 

 


CAPÍTULO 12: Los Economistas y Financistas de la Abundancia

 

El Trueque según lo indicado en 1957

 

Uno de los más grandes apegos de la humanidad es al dinero. “Probablemente será necesario que desaparezca el dinero para que los hombres aprendan su correcto empleo” Este aprendizaje, uno de los más difíciles de la historia, porque tiene su origen  milenario en  la maldición bíblica “Ganarás el pan con el sudor de tu frente...", y no nos percatamos que esta maldición fue levantada hace 2000 años por alguien que dijo “No te preocupes por lo que vas a comer, ni por lo que te vas a poner para vestir... busca mejor el camino de regreso al Hogar del Padre, y todo lo demás te será dado por añadidura”. Si lo creyéramos nos liberaríamos de inmediato de las increíbles esclavitudes del trabajo y del dinero.

 

...emergerá un grupo que por sus esfuerzos se creará la nueva civilización, en la cual la humanidad tendrá tiempo para ejercer su libertad, las posibilidades educativas más profundas y la actividad política de tipo espiritual; la ciencia producirá un mundo donde el trabajo (tal como lo conocemos hoy) será  abolido, y todas las fases de la vida del hombre serán complementadas por la ciencia – no con el objeto de hacerlo más cómodo, o similar a un robot, o más egoísta, sino como un aspecto y un derivado de la verdadera libertad; los hombres estarán libres para pensar, establecer nuevos sistemas de interés cultural y también para desarrollar la mente abstracta superior e interpretar sus conclusiones mediante la mente inferior entrenada.

 

...este trabajo inicia y prepara el camino para la exteriorización de la Jerarquía de Maestros; esta preparación ya se halla en camino y adquiere una forma definida, aunque los esfuerzos sean aún embrionarios y los trabajadores muy pocos.

 

...el mundo estará preparado para un reajuste financiero total; el  principio de participación será el concepto motivador reconocido por la nueva civilización. Esto no significa que prevalecerán actitudes bellas, suaves y humanitarias. El mundo seguirá lleno de personas egoístas, que buscan su propio interés, pero la opinión pública será tal que ciertos ideales fundamentales motivarán el comercio y los impondrá el público. Lo importante es la participación. Cuando aparezca el ajustador de las finanzas, hallará que las condiciones serán muy distintas de las que ahora prevalecen y dentro de las medidas siguientes:

1.     Controlará el principio del trueque e intercambio (en beneficio de todos los interesados)

2.     Debido al desarrollo de la energía atómica para el bienestar humano, los valores monetarios nacionales habrán sido mayormente reemplazados, no sólo por un sistema de trueque sino por el intercambio monetario universal que representará los bienes intercambiados cuando sean relativamente pequeños y sin importancia – y por una planificada escala de valores relacionados. Los haberes nacionales materiales y los artículos de primera necesidad serán provistos por un sistema enteramente nuevo.

3.     Seguirá existiendo la empresa privada, pero estará regulada; las grandes utilidades y servicios públicos, los recursos materiales principales y las fuentes planetarias de riquezas – hierro, acero, petróleo, trigo, por ejemplo -  serán poseídas en primer lugar por un grupo internacional de gobierno y control; sin embargo serán preparados para el consumo internacional por grupos nacionales elegidos por el pueblo y dirigidos internacionalmente

 

El Futuro del Dinero

 

Este importante tema ha sido tratado con cierta amplitud en el libro del mismo nombre, que forma parte del Primer Nivel del Proyecto “Vida Plena”. Recomendamos su atenta lectura para todos aquellos que sientan que les interesa participar de las actividades de este Grupo.

 

Para aquellos que tienen otras afinidades, pero que desean completar el panorama de los Nueve Grupos del Nuevo Grupo de Servidores del Mundo, transcribimos a continuación una parte del citado libro.

 

 

 

CAPÍTULO 21

 

 LOS CONSTRUCTORES

 

 

 

    L

os constructores consideran probable la hipótesis de que el dinero es la manifestación concreta de una poderosa energía espiritual, muy necesaria para el desarrollo de las mejores potencialidades de la humanidad. No creen, como muchos, que el dinero es caca. Saben, por haberlo experimentado, que por su intermedio pueden concretarse cosas excelentes para la vida. Saben también que el dinero puede ser empleado para cometer los peores crímenes contra la vida. Porque una cosa es la energía, y otra muy distinta lo que los hombres hacemos con ella. La clave es la motivación íntima, personal, profunda: ¿Para qué hago lo que hago?  ¿A quién le sirve?

 

            Cuenta el mito que Parsifal era un muchacho simple, puro, que tuvo (como casi todos nosotros) una oportunidad notable durante su adolescencia. Pudo visitar el Castillo y se le dió la oportunidad de hacer La Pregunta. Pero sintió mucho miedo, porque jamás le habían dicho que esas cosas podían ocurrir, y permaneció en silencio al tiempo que El Castillo se esfumaba. Hizo su camino, vivió una vida  activa , pudo cumplir su sueño de derrotar en combate al Caballero Rojo, y fue proclamado él también Caballero del Rey por su hazaña. Amó y fue amado, cumplió sus deseos; pero cuando estaba en la cúspide de su triunfo le apareció en plena plaza La Megera, una bruja terrible que le hizo ver con palabras tremendas la inutilidad, la futilidad de todos sus logros, y lo mandó a aprender a vivir. Cuando estaba en la más negra de las depresiones, volvió a  verse dentro del Castillo. Y esta vez hizo La Pregunta: ¿A quién le sirve...? Dicen que el que se anima a preguntar, siempre, pero siempre obtiene la respuesta. Sólo hay que aprovechar la oportunidad, que es fugaz.

 

            Los constructores no temen preguntar, ni  preguntarse.

 

            Los constructores son, también, destructores. Conocen en carne propia el filo de la espada de ATENEA, y están aprendiendo a usarla. Saben que la educación es una profesión sagrada y que es el antídoto milenario más eficaz contra la ignorancia. Por eso continúan estudiando. Comprenden que Sócrates no bromeaba cuando dijo “Sólo sé que no sé nada...”. Consideran que Buda tampoco, cuando señaló la posibilidad de una vida sin dolor. En esta  Tierra.

 

            Los constructores son personas libres y alegres que no tienen miedo.

           

             Juegan en y con la vida.

 

            Desdramatizan.

           

            No se pre-ocupan. Se ocupan, si es necesario. Si no es necesario, no.

 

            Hablan cuando son escuchados.

 

            Actúan cuando es adecuado, sin esperar resultados.

 

            Comparten una visión. La de hacer de esta tierra un planeta consagrado a la vida, donde cada ser pueda desarrollarse en plenitud, para lo cual sólo hace falta crear relaciones de muy alta calidad. Con uno mismo. Con el otro. Con los otros. Con todo lo que existe. Incluido, por supuesto, el dinero.

 

            La época que viene es su época.

 

 

 

EPÍLOGO

 

 

 

 EL FIN DE LA ESCASEZ

Los administradores financieros de los recursos abundantes

 

 

 

    E

ntre los constructores ocupan un lugar preponderante los administradores financieros de los recursos abundantes. La conciencia creciente de la estupidez intrínseca de las insensateces plutócratas (armas, drogas, usura planetaria y consumismo) está generando un proceso educativo que por supuesto aún no ha culminado, pero que presagia resultados sumamente interesantes.

 

            Además de la proliferación de las comunidades autosuficientes, de las organizaciones no gubernamentales, de las asociaciones sin fines de lucro, de las “empresas vivientes” que describe Arie De Geus, de las “empresas magnéticas” que anuncia Enrique Mariscal, de los bancos europeos que prestan dinero tomando en cuenta principalmente la calidad social de los proyectos  a financiar, del Grameen Bank, de la creciente comprensión del significado y la importancia de los conceptos de solidaridad y sinergia, de todos los signos claros de lo que nace y también de lo que muere, es necesario que la Organización  de las  Naciones Unidas genere un movimiento tendiente a sustituir o a transformar a las instituciones que se ocupan actualmente de servir a los intereses de la plutocracia egoísta. Allí  encontrarán su campo de acción los nuevos administradores de la abundancia de dinero, y de la transitoria escasez de los recursos no renovables que hoy se emplean como fuentes de energía y de polución mundial.

 

            La globalización, vocablo relacionado con la expansión monopólica del poder materialista, ha servido también para introducir en las mentes de los hombres el concepto y la visión de la humanidad una, cuya salud depende del cuidado y de la salud de todas sus células. Ningún hombre se siente pleno si tiene un cáncer “sólo en el riñón derecho”, o “algo de lepra en  el pie izquierdo”, o si la nena está “un poco drogada”. La humanidad tampoco.

 

            El dinero, elemento abundante y de producción gratuita, como vimos, podría emplearse para los siguientes propósitos, todos ellos muy simples y baratos:

 

            - para educar a todos los niños del mundo a fin de que aprendan qué hacer con su instinto, con su intelecto y con su intuición. Con HEFESTO, ATENEA y AFRODITA, las poderosas energías que los integran y que al mismo tiempo están a su disposición. Abundantemente. Gratuitamente.

 

            - para permitir a  todos los adultos del mundo explorar, experimentar y expresar tales energías por medio del trabajo libre o del ocio creador.

 

            - para ayudar a todos los ancianos del planeta a “entregar el equipo” en paz y con dignidad y alegría, sabiendo que AFRODITA, ATENEA Y HEFESTO son inmortales, como todos nosotros.

 

FIN

(Pero en realidad, TODO EMPIEZA AHORA)

 

 

 

 

 

¿Quiénes pueden reencauzar el dinero?

 

Ha llegado el momento de revalorizar el dinero y canalizar su utilidad en nuevas direcciones. La voz del pueblo debe prevalecer, pero debe ser un pueblo educado en los verdaderos valores, en el significado de la verdadera cultura y en la necesidad de que existan rectas relaciones humanas. Por lo tanto, es esencialmente una cuestión de sana educación y de correcta preparación para la ciudadanía mundial, algo no emprendido aún. ¿Quién puede dar este entrenamiento? Rusia prepararía gustosamente al mundo en los ideales del comunismo y acapararía en las arcas del proletariado todo el dinero del mundo, produciendo el más grande sistema capitalista que jamás se haya visto;...Los Estados Unidos también emprenderían gustosamente la tarea de imprimir el sello de la democracia norteamericana en el mundo, utilizando sus vastos capitales y recursos y acaparando en sus bancos las utilidades de sus grandes actividades financieras, resguardándose del peligro de la bomba atómica y amenazando con “puño de hierro” al resto del mundo...Así, hermano mío, se escribe la historia; cada nación lucha para sí misma y se valoran mutuamente en términos de recursos y finanzas. Mientras tanto la humanidad sufre hambre, no posee la cultura necesaria y se le enseñan falsos valores y el mal uso del dinero. Hasta no subsanar esta situación no será posible el retorno de Cristo.

 

Ante esta perturbadora situación financiera, ¿cuál es la solución del problema? Hay hombres y mujeres en todos los países, en todo gobierno, iglesia, religión y fundación, dedicada a la educación, que pueden dar la respuesta. ¿Qué esperanzas albergan para ello y para el trabajo que se les ha confiado? ¿En qué forma pueden ayudar a los pueblos del mundo los hombres de buena voluntad y de visión espiritual? ¿Qué pueden hacer para cambiar el concepto respecto al dinero, encauzándolo hacia canales donde sea empleado correctamente? La respuesta reside en estas personas.

 

Hay dos grupos que mucho pueden hacer sobre esto: uno, emplea ya los recursos financieros del mundo, y será de utilidad siempre que capte la nueva visión y advierta que el antiguo orden está bíblicamente sentenciado a ser destruido, y el otro, es el conjunto de personas buenas y generosas de todas las clases sociales y esferas de influencia... Los hombres de orientación espiritual y de buena voluntad deben rechazar la idea de su inutilidad, insignificancia y futileza, y comprender que pueden trabajar eficientemente.

 

 Es necesario obrar con esa fe que puede mover montañas, no dejar lugar en nuestras mentes para que el miedo y la incertidumbre sea empleadas, como siempre hasta ahora,  en contra de la luz poderosa del entusiasmo y el fuego creador, que han caracterizado los momentos más críticos y oscuros de la aventura humana.

 

La oportunidad existe, pero es fugaz. Si descubrimos con la mente qué nos gusta de corazón, y lo hacemos, estaremos protegidos por las Fuerzas de la Vida para impulsar el nacimiento de una Era de Luz, de Amor y de Abundancia, tan asombrosa como inclusiva.

 

La verdadera felicidad consiste en aprender a dar todo por una causa justa y bella. Y esta felicidad está más al alcance de cada uno de lo que podemos imaginar. Inmediatamente, sin cambiar nada ni invertir nada, podemos adoptar esta actitud de completa valentía, y comenzar a vivir en plenitud.

 


EPÍLOGO

 

La oportunidad argentina consiste en que la exclusión de su población del sistema económico es continuada, acelerada,  de alta calidad intelectual y de gran valentía individual.

 

Si encauzamos correctamente esta gran disponibilidad de hombres y mujeres íntegros, comenzando por nuestra propia vida, podemos inaugurar en esta sufriente porción del planeta una gran usina de luz de la Nueva Civilización.

 

Esto no es una afirmación voluntarista ni un deseo místico, sino que está basada en el conocimiento de circunstancias espirituales de gran significación que han ocurrido hace poco tiempo, a  posteriori de la edición del último libro del Maestro D.K, que fueran escritos por Alice Bailey.

 

Una de las figuras reconocidas como de un adecuado desarrollo espiritual, Don Vicente Beltrán Anglada, dirigiéndose en 1985 a sus amigos de Argentina, les dijo:

Lo primero que les diría a ustedes al empezar y enfrentar por primera vez al gran pueblo argentino, es el de confianza en el futuro. Ustedes han sufrido mucho durante los últimos años y este sufrimiento, hermanos, ha sido como la savia redentora que ha producido un despertar espiritual de orden trascendente, más allá de lo que podamos imaginar. Tengo que decirles principalmente que la Gran Fraternidad Blanca del planeta tiene especialmente orientada su visión hacia este gran país, porque dentro de los planes jerárquicos para esta Nueva Era hay dos países en el Continente Americano que merecen una especial atención, Argentina y Brasil. Tienen un cometido específico a desarrollar y hay una cantidad impresionante de discípulos mundiales y de varios Maestros de la Gran Fraternidad que están trabajando por la reorientación espiritual de estos dos países casi hermanos por sus fronteras, que tienen que encender la luz de la libertad por todo el Continente Americano.

 

El notable significado de estas palabras para los que han transcurrido el Proyecto Vida Plena, y para todos los conocedores de la obra de D.K. y otros Maestros que trabajan en contacto con la atribulada civilización, consiste en que uno de los centros por los que se canalizaba en el continente americano la energía espiritual de la Jerarquía, era Nueva York. Junto con Londres, Tokio, Ginebra y Darjeeling, configuraba el quinteto de los puntos de anclaje y difusión de energía para todo el planeta.

 

Esta afluencia de energía espiritual se manifestó con toda claridad, por lo menos hasta 1975, con las notables contribuciones de Abraham Maslow y de Karl Pribram, que vimos prolijamente a lo largo del Proyecto Vida Plena. A partir de esa época, en las que se produce la crisis del petróleo, con el nacimiento de las deudas externas como una de sus nefastas consecuencias, producto de la más grande privatización del mundo que significó la transferencia de dinero por el petróleo, de los estados nacionales a la bancas privadas, comienza una era de perversión en el manejo del dinero, con las consecuencias del desastre en nuestro país y en el planeta.

 

Hubo por entonces, según lo confirma Anglada, una decisión  de la Jerarquía de Maestros de transferir ese centro americano desde Nueva York hacia el cono sur del Continente, aparentemente por el nefasto uso de la energía que se había realizado, hacia Argentina, Brasil y Uruguay. Esto, de paso, explica el signo energético del atentado a las Torres Gemelas.

 

La gran crisis argentina, desde este enfoque, puede ser vista con una perspectiva completamente diferente a la que podemos observar desde nuestra inmersión en los hechos que vivimos,  bastante desastrosos para la economía del país. No resulta demasiado aventurado suponer que ESTAMOS SIENDO LIBERADOS DE LAS MILENARIAS ESCLAVITUDES DEL DINERO Y DEL TRABAJO, para que nos sea posible aprovechar al máximo esta oportunidad histórica, dándonos tiempo para estudiar, reconocernos como seres únicos e irrepetibles, poderosos, inmortales, divinamente inteligentes y libres, y obrar en consecuencia, sentando las bases del nuevo orden basado en valores humanos.

 

Nadie en Occidente puede explicarse la increíble crisis argentina, de un pueblo sometido sucesivamente a gobernantes nefastos como los violentos del Proceso, que además de hacer “desaparecer” a 30.000 personas, le declararon la guerra al Imperio Británico y a los Estados Unidos de Norteamérica, juntos. Luego vinieron los sometidos a la Plutocracia Global, que nos sumergieron en el proceso inflacionario más alucinante de la historia, para dejarnos en manos de los Traficantes y Usureros, con los que entramos de lleno en el narcotráfico, en el tráfico de armas y en el Primer Mundo Desindustrializado, novedad única en la Tierra, que generó la desocupación más atroz. Finalmente, los Traidores a la Patria se apoderaron de todos nuestros ahorros y se los llevaron a sitios más seguros con el “corralito”. Aula en griego, es corral. Si no aprendemos de esto...

 

La opción más inteligente consiste en dejar de esperar luz de la Oscuridad, reconocernos como seres libres y poderosos, y asumir nuestra libertad y nuestro poder, con el fin de generar una nueva sociedad, esta vez que sea apta para niños.

 

Dejar que operen los Destructores, cuyo trabajo divino consiste en pulverizar lo que ya no sirve, es decir una forma de organización social corrupta y siniestra, que nos está liberando aceleradamente, dándonos la oportunidad para elegir en nuestra vida qué nos gusta de corazón, y hacerlo.

 

Nos está esperando nuestra familia Espiritual, ese conjunto de almas con las que hemos elegido encarnar en la Argentina de estas épocas, por lo cual estamos preparados para todo...

 

Sólo se trata de elegir cuidadosamente cuál de los Nueve Grupos del Nuevo Grupo de Servidores del Mundo resuena más en nuestro corazón, y comenzar a trabajar de inmediato en la más grande tarea que jamás se le ofreció a sociedad alguna sobre la faz de la entera Tierra.

 

Y si todavía no existe un grupo como el que elegimos, habrá que crearlo...